www.madridiario.es
'Retrato de Felipe III', perteneciente a 'La expulsión de los morisco' de Velázquez.
Ampliar
"Retrato de Felipe III", perteneciente a "La expulsión de los morisco" de Velázquez. (Foto: Aitana Rodríguez Pascual)

El Retrato de Felipe III de Velázquez se exhibe por primera vez en el Prado

lunes 05 de junio de 2017, 16:05h
El lienzo del pintor sevillano es una obra inédita que desapareció en el Alcázar de Madrid en 1734. La pintura, que podrá visitarse durante tres meses en el Museo del Prado, se atribuye a Diego Veláquez por las similitudes con otros retratos reales del artista.

El Museo del Prado expone por primera vez en sus salas el Retrato de Felipe III de Velázquez, obra donada por William B. Jordan a la American Friends of the Prado Museum, institución que la ha depositado en el Prado.

Esta donación contribuye a completar el discurso de Velázquez como retratista real, ya que se trata de una pintura inédita para la investigación y que permitirá arrojar luz sobre una de las obras capitales del comienzo de la etapa cortesana del pintor, 'La expulsión de los moriscos'.

La obra se muestra, durante tres meses, en uno de los espacios más emblemáticos, la antesala de la gran galería central del Museo junto a 'Felipe II ofreciendo al cielo al infante don Fernando de Tiziano' que se exhibe por primera vez ahora tras su restauración realizada con el apoyo de la Fundación Iberdrola España como miembro benefactor del Programa de Restauración del Museo.

Con el fin de dar a conocer mejor la obra y su exposición, el donante y descubridor de la misma, William B. Jordan, impartirá una conferencia el próximo miércoles a las 18.30h en el auditorio.

Retrato de Felipe III, Velázquez

La atribución de esta obra a Velázquez descansa sobre tres pilares: el análisis estilístico, sus características técnicas y su relación con 'La expulsión de los moriscos'. La obra tiene significativas afinidades con los retratos reales que hizo Velázquez entre 1627 y 1629, como Felipe IV de pie: el uso de las sombras para modelar el encuentro del cabello y la piel, la organización expresiva del rostro a través de una trama de sutiles puntos de luz, el modelado de la boca y el mentón con un ligero hundimiento.

El lienzo de Felipe III es una obra inédita. Este cuadro desapareció en el incendio del Alcázar de Madrid en 1734, pero quedan descripciones que demuestran que su protagonista era Felipe III, que se encontraba de pie, junto a una alegoría de España, y apuntando hacia los moriscos, que estaban siendo expulsados

Velázquez no llegó a conocer a Felipe III, muerto en 1621, y para hacerse una idea de su rostro acudió a retratos ajenos. Este lienzo sería el ensayo previo que permitió al pintor fijar una imagen del monarca. Esto justifica su carácter abocetado, que habla de él como instrumento de trabajo antes que como pintura con finalidad en sí misma.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.