www.madridiario.es
Polideportivo 'La Cantera' de Leganés
Ampliar
Polideportivo 'La Cantera' de Leganés (Foto: UGT Leganés )

UGT denuncia la “privatización encubierta” de las instalaciones municipales de Leganés

Por Alejandra Suárez
jueves 06 de octubre de 2022, 07:46h

Hace años que mantenían una reivindicación para la que no había una respuesta favorable; pedían que se aumentara la jornada de los empleados municipales con contratos parciales. Lejos de cumplirse sus deseos, el pasado 23 de septiembre, la sección sindical de UGT en el Ayuntamiento de Leganés se topó con una noticia que provocó -de nuevo- su exasperación; los doce conserjes y subalternos del polideportivo ‘La Cantera’ iban a ser trasladados a otras instalaciones municipales, y sus funciones pasarían a ser desempeñadas por auxiliares de control contratados por una empresa privada. Pero, tras poner en marcha una campaña de reuniones y movilizaciones, e incluso plantear paros parciales, la plantilla ha logrado paralizar su traslado. Pese a ello, para el sindicato, esto no es más que una “pequeña batalla ganada” y una excepción en el proceso de “privatizaciones encubiertas” de los servicios públicos que denuncian que está llevando a cabo el Consistorio. Sin embargo, para el equipo de Gobierno -PSOE y Ciudadanos- la realidad es otra, y aseguran que, de esta forma, pueden combatir la “falta de personal” y reorganizar los espacios municipales para “abrir, ampliar los horarios y poner a disposición de los vecinos más instalaciones”.

La reclamación de UGT es clara: “Que no se privaticen más servicios públicos”. Pero la salida a esta guerra abierta entre el sindicato y el Ayuntamiento no parece tan clara. El epicentro del “problema” se encuentra en el contrato del Servicio de Vigilancia, Seguridad y Control de las Dependencias Municipales suscrito por el Consistorio. “Sibilinamente, han ampliado más del 50 por ciento el presupuesto del pliego, que es de más de siete millones de euros”, garantiza el secretario general de UGT Leganés, Miguel Ángel González.

De ahí que consideren lo ocurrido en ‘La Cantera’ una victoria “pírrica”, dado que ese contrato -y, con ello, la externalización laboral- sigue activo. “Los sindicatos pretenden que todos los empleados sean funcionarios, que no haya ninguna empresa trabajando para el Ayuntamiento”, afirman fuentes de la corporación municipal. En base a ese acuerdo, se delega en una empresa privada la contratación de subalternos y auxiliares de control, “más económicos que los vigilantes jurados”, según UGT, que se incorporarán en instalaciones municipales como el Ayuntamiento, colegios o la Casa del Reloj -donde ya hay vigilantes y auxiliares de control privados. Aunque esto supone la reapertura de centros que hasta ahora estaban en desuso, UGT hace especial hincapié en cómo se hará: “con personal privado”.

"Los servicios públicos se están dejando morir”

Y es que, mientras el sindicato exige la contratación de trabajadores públicos, fuentes del Consistorio aseguran que, en la actualidad, “no hay posibilidad de prestar los servicios de otra manera porque no hay personal municipal”. Es precisamente esto lo que UGT cree que está provocando que los servicios públicos “se estén dejando morir”, y reclama que se recurra a la bolsa de trabajo. “Hace mucho que no contratan subalternos, no están sacando ofertas de empleo público para esto y, las que sacan, las dejan morir por incapacidad”, manifiesta el secretario general de la sección sindical.

Lo cierto es que el Ayuntamiento solo iba a hacer uso de ese contrato para cubrir bajas u otras “carencias”, algo que no ha ocurrido, de acuerdo con González. “Como son incapaces de contratar a personal público, lo hacen a través de una empresa y esto deteriora las condiciones laborales”, critica, al tiempo que alerta de que este pliego “bloquea” las negociaciones para mejorar la situación de los empleados públicos y la contratación de nuevos subalternos, “puesto que ya no los van a necesitar”.

¿“Optimizar” la gestión o “privatizar” los servicios?

La plantilla de 'La Cantera' se oponía a su traslado. Foto: UGT Leganés

En su contrato, los conserjes de instalaciones deportivas no tienen asignados un centro determinado, por lo que pueden ser trasladados a otros. Cuando esto ocurre, sus condiciones laborales no se ven alteradas. Al menos de momento, ‘La Cantera’ ha quedado fuera de las manos de una empresa privada. Pero, de acuerdo con UGT, no corrieron la misma suerte la piscina, el Laboratorio y la Grúa municipal, lo que responde al deseo del Ayuntamiento de “ahorrarse la gestión de personal”, algo que temen que acabe influyendo en la “calidad” del servicio que se presta, al entrar en juego una “ganancia empresarial”.

“Las instalaciones funcionarán al 100%”

Fuentes del Consistorio salen al paso de estas declaraciones e insisten en que las instalaciones públicas en las que se externalice la contratación “seguirán funcionando al cien por cien”, e incluso sus servicios se verán reforzados. “La única diferencia es que, en vez de haber un conserje municipal en la puerta, va a haber un auxiliar que pertenece a una empresa privada”, sostienen. En cambio, para UGT, el asunto no se reduce a esto sino que, tras él, se esconde “el afán desmedido del equipo de Gobierno por seguir privatizando los servicios municipales”.

Así, la sección sindical del Ayuntamiento seguirá buscando alternativas que traten de impedir la “privatización”, frente a un Gobierno local que defiende tomar unas decisiones cuyo único fin es “optimizar la gestión”.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios