www.madridiario.es
Zapatero promete reducir 400 euros del IRPF a trabajadores y pensionistas

Zapatero promete reducir 400 euros del IRPF a trabajadores y pensionistas

domingo 27 de enero de 2008, 00:00h
El presidente del Gobierno y candidato socialista a la reelección, José Luis Rodríguez Zapatero, anunció este domingo que si el PSOE gana las elecciones devolverá 400 euros del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) a todos los trabajadores y pensionistas, y que la medida se hará efectiva el próximo mes de junio.
El presidente del Gobierno y candidato socialista a la reelección, José Luis Rodríguez Zapatero, anunció hoy que si el PSOE gana las elecciones devolverá 400 euros del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) a todos los trabajadores y pensionistas, y que la medida se hará efectiva el próximo mes de junio.

Zapatero hizo este anuncio en la clausura de la Conferencia Política que ha aprobado el programa electoral del PSOE, y subrayó que tiene el objetivo es ayudar "a las familias que tienen más dificultades como consecuencia de la subida de los precios o de las hipotecas". "Ayudar a las familias cuando tienen problemas es lo que es capaz de hacer este Gobierno", anunció.

Fuentes socialistas precisaron que se trata de una deducción en la cuota del IRPF por importe de 400 euros a partir del ejercicio 2008 y entrará en vigor en junio. La forma precisa en que Hacienda devuelve ese dinero --si será devuelto o restado de las retenciones mensuales por IRPF-- será decidida por el primer Consejo de Ministros después de las elecciones. La medida tiene un coste de 5.000 millones de euros al año y afectará a 13,5 millones de trabajadores y pensionistas.

"Va a ser la primera vez que un Gobierno en democracia devuelve recursos a los ciudadanos, a todos, porque el ahorro es de todos", proclamó Zapatero, añadiendo que la medida pretende además "estimular la economía", después de que el Gobierno la haya "gestionado bien" y conseguido ahorrar".

Aunque la medida se aplicará por igual a todos los ciudadanos, Zapatero defendió que es "progresista" porque las personas con sueldos más bajos, que pagan menos IRPF, prácticamente dejarán de pagarlo, mientras que para los que más ingresos tienen la ayuda es muy pequeña, "no va a llegar al 1 por ciento".

  Después de que la Conferencia Política del PSOE aprobara el sábado su programa electoral tras debatir más de 900 enmiendas, el líder socialista compareció ante el plenario para insistir en que el PSOE pedirá en las próximas elecciones generales "una mayoría más amplia" y defendió que su partido se parece a España en su diversidad y en que los militantes "hablan con libertad", aunque a veces "las críticas sean más que los elogios".

"Esto no lo entienden nuestros adversarios", señaló Zapatero que destacó que mientras la unidad del PSOE "nace del compromiso de los valores y del interés general puesto por encima de los particulares", en el PP "creen que la unidad puede nacer el interés, o del miedo o de la aversión" y por eso "la unidad les dura tan poco". "Eso adivina detrás de la sonrisa, de los abrazos y a veces de los besos", añadió.

En opinión de Zapatero, tras la "firmeza" del líder del PP, Mariano Rajoy, "se oculta una gran debilidad de quien desconfía de todos y de todas" porque su liderazgo no salió de las urnas, "sino de un dedo", en referencia a su elección como sucesor por el ex presidente José María Aznar. "El liderazgo que da seguridad es el que nace de las urnas. Cuando ese liderazgo es fruto de un dedo sucede lo que sucede, que se tiene miedo a quien lo puso y miedo a quien puede sucederlo", dijo de Rajoy el dirigente socialista.

  "Pasa lo que pasa, que por no haber competido sólo se ven competidores y por no haberse atrevido a afrontar la derrota siempre la encuentra", añadió, insistiendo veladamente en las afirmaciones del PSOE de que los 'populares' piensan ya en la sucesión a Mariano Rajoy y en su decisión de no incluir en las listas para el Congreso al alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón.

Para Zapatero, el PP "no respeta la pluralidad ni en su casa" y por ello no pueden respetarla en todo el país. "Les cuesta tolerar las pequeñas diferencias en el propio partido, como van a entender la pluralidad en nuestro país, por eso les cuesta entender la idea de la España moderna plural y tolerante", agregó, y dijo que en esta legislatura las posiciones de la derecha "incluso han retrocedido en estos cuatro años, en el tono, en su actitud, en su capacidad para gritar, para excluir".

Ante el próximo inicio de la campaña electoral, recordó que esta vez habrá debates cara a cara entre él y Rajoy, mientras que éste no quiso mantener debates en las generales de 2004. "Los socialistas siempre damos la cara y podemos mantener la mirada a nuestro adversarios", afirmó mientras que "otros sin embargo estuvieron mucho tiempo sin dar la cara, sin ir a debates porque no podían seguramente levantar la mirada y en el cara a cara responder a determinadas cosas".

Seguridad jurídica en el aborto
El secretario general socialista hizo un repaso de los compromisos sociales cumplidos por su Gobierno en la última legislatura y de sus principales compromisos para la próxima, y obtuvo una cerrada ovación, con todo el auditorio en pie, cuando expresó su compromiso de garantizar la seguridad jurídica de las mujeres que ejercen el derecho al aborto y de los médicos que lo practican.

Los asistentes aplaudieron también con entusiasmo cuando Zapatero insistió en que "un modelo laico de sociedad es el único compatible con la libertad y con los valores constitucionales" y dedicaron otro sonoro aplauso al vicepresidente económico del Gobierno, Pedro Solbes.

El líder del PSOE destacó que su gobierno ha sido "capaz de crear riqueza, no de adorarla como les pasa a algunos" y de hacer que la economía crezca. "Es verdad que como el PP tiene esa distancia de la realidad tan poderosa ahora estamos descubriendo que según su teoría es mejor que la economía crezca al 2,5% como cuando ellos se fueron del Gobierno que al 3,8% como ha crecido en 2007", añadió.

Zapatero destacó la subida del salario mínimo realizada en estos cuatro años y el compromiso de seguir haciéndolo, la subida de las pensiones, la ley de dependencia, las ayudas a los jóvenes para el alquiler de vivienda, el 'cheque-bebé', el aumento de la investigación en I+D y el compromiso de hacer de la lucha contra el cambio climático un motor del crecimiento de la economía española.

Para la próxima legislatura, subrayó la próxima creación de 300.000 plazas de escuelas infantiles (entre cero y tres años), la futura Ley de Igualdad de Trato y el compromiso de alcanzar el 0,7 por ciento del PIB en ayuda al desarrollo. Además, aseguró que la conciliación de la vida laboral y familiar de las mujeres será su principal objetivo para la próxima legislatura, además de defender "la libertad de todos los ciudadanos" sea cual sea su origen o sus creencias, asegurar la convivencia y tomar la solidaridad y la paz como base de todas sus políticas y defender a los jóvenes.

Asimismo, se comprometió a defender la cultura española y a sus creadores y volvió a atacar al PP al decir que no entiende "a aquellos que presumen tanto de patriotismo que se les va la fuerza por la boca y atacan tanto a aquellos que hacen una de las mejores formas de patriotismo, que es crear y defender nuestra cultura".
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios