www.madridiario.es
La familia del congoleño tetrapléjico recibe ayuda para viajar a Madrid

La familia del congoleño tetrapléjico recibe ayuda para viajar a Madrid

sábado 20 de octubre de 2007, 00:00h
La aerolínea Air France se comprometió a costear el viaje desde Kinshasa, la capital de la República Democrática del Congo, de los dos hijos y la hermana de Miwa B. Monake, el congoleño que quedó tetrapléjico tras una supuesta agresión racista en Alcalá de Henares, informó el presidente del Movimiento contra la Intolerancia, Estaban Ibarra.
Ibarra, quien se ha presentado como acusación particular en este caso, adelantó que Miwa, de 42 años, ha sido trasladado por fin a Madrid tras permanecer ingresado varios meses en el Hospital de Parapléjicos de Toledo. El congoleño se encuentra en una residencia especial en Vallecas.

Miwa, que ahora recibe los cuidados de su mujer, podrá recibir en breve la visita de sus dos hijos y su hermana de 51 años. Además, en su día, la Delegación del Gobierno anunció que facilitaría los permisos de residencia de sus familiares y ayudaría así a su reagrupación.

Prisión provisional
En cuanto al proceso judicial abierto, Ibarra apuntó que van a solicitar de nuevo la prisión provisional para el presunto responsable de la agresión, Roberto Alonso V., actualmente en libertad.

El abogado de Movimiento contra la Intolerancia, Marco Gómez de la Serna, solicitó al juez el ingreso en prisión del acusado por un delito de lesiones, que implica una pena de 6 a 12 años de cárcel, o por homicidio en grado de tentativa, que conlleva una pena de 5 a 10 años de prisión.

Agresión racista
Miwa recibió la brutal agresión el pasado 10 de febrero, cuando paseaba por la calle y fue abordado por tres jóvenes que empezaron a gritarle y a decirle "!Mono, vuelve a tu país, esto no es un zoo!", para poco después golpearle en el cuello y dejarle inconsciente en el suelo. Días después, se despertó en el hospital con una lesión medular que, tras diecisiete días en coma, habría de dejarle en una silla de ruedas para toda la vida.

Otro de los problemas a los que se enfrenta Miwa es el de la adaptación de su vivienda, un cuarto piso sin ascensor en Alcalá de Henares. "Ahora hay que luchar para que él y su familia tengan una vivienda donde puedan vivir con dignidad. Es lo mínimo que merecen después de lo sucedido", dijo Ibarra.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios