www.madridiario.es
Manifestación en Sol. Segundo aniversario del 15M.
Manifestación en Sol. Segundo aniversario del 15M.

Los restaurantes de Sol dicen perder un 20% de clientes cuando hay manifestación

Por MDO/E.P.
miércoles 26 de febrero de 2014, 16:25h
Continúa la polémica por si es excesivo o no el número de concentraciones que se suceden en la Puerta del Sol. Los restaurantes de la zona este miércoles han dicho que pierden de media un 20 por ciento de clientes los días que hay manifestación, según los datos aportados este martes en el encuentro entre el presidente de la Federación de Comerciantes del Centro de Madrid, Florencio Delgado, y el consejero de Presidencia, Justicia y portavoz del Gobierno regional, Salvador Victoria.

Precisamente Delgado, que es presidente de la Asociación de Comerciantes de la Gran Vía, le ha transmitido que cuando hay una manifestación que supone el corte de esta importante eje madrileño "nadie entra en los establecimientos" y los turistas y taxistas no pueden acceder a la misma, ni los madrileños acceder al aparcamiento público, entre otros ejemplos. "El excesivo grado de concentración de protestas que se producen en un único punto geográfico de Madrid genera enormes perjuicios a un sector muy importante de la economía madrileña, que además es el que atrae al turismo", ha asegurado Victoria.

"Las manifestaciones, muchas no comunicadas, generan una incertidumbre en un empresario, que en vez de tener dos camareros, opta por tener uno", ha añadido. En este sentido, ha recordado que Sol es la principal zona comercial de España con 1.000 comercios, 150 establecimientos hoteleros y más de 300 restaurantes, que se ven afectados por la reiteración de protestas en un área geográfica de tan solo 44 hectáreas que representa menos el 0,01 por ciento de la superficie total de la región.

20 días, 20 manifestaciones
Por otro lado, ha apuntado que sólo entre el 25 de febrero y el 16 de marzo próximo hay previstas en la zona de Sol 20 manifestaciones o concentraciones comunicadas, a las que, según ha dicho, se unirán otras que no han sido notificadas a la Delegación del Gobierno en Madrid. "Hay muchas manifestaciones que no se comunican, todos lo sabemos", ha añadido.

Entre otras, Victoria ha especificado que el 15 de marzo habrá una concentración contra la caza enlatada de leones. "Yo respeto a los convocantes. Pero que durante dos horas un sábado de marzo, un día de máxima actividad comercial y turística, tengamos de 12 a 14 horas una manifestación contra la caza enlatada de leones, el daño que estamos realizando a la economía, empleo y turistas que no saben por qué son estas concentraciones me parece muy grave", ha dicho.

Y es que consideran que son protestas nada tienen que ver con las competencias que tiene el Gobierno regional y pese a ello se celebran frente al edificio que alberga la sede del Ejecutivo madrileño. A este respecto, también ha mencionado los "innumerables cortes de tráfico que soportan las calles de Sol cada vez que tiene lugar una concentración".

En todo el distrito de Centro, viven 138.400 personas y 142.415 trabajan en diferentes actividades económicas, de las que 19.860 se dedican al comercio y 19.101 a la hostelería; existen 4.313 comercios, de los que casi el 90 por ciento son comercio minoristas, y 2.514 establecimientos hoteleros. Así, ha recordado que una reciente encuesta de Sigma 2 para la Asociación Madrileña de Empresas de Restauración (AMER) revela que el 80 por ciento de los encuestados se sienten personalmente perjudicados por los violentos y, dos de cada tres españoles estiman que las manifestaciones perjudican gravemente la proyección turística de Madrid.

Eso sí, el titular regional de Presidencia ha precisado que no están en contra del derecho de reunión. "Tiene que haber manifestaciones, pero no puede ser que todas se produzcan en el barrio de Sol y por cualquier motivo", ha apostillado. "Es un derecho indiscutible poder manifestarte y el hacerlo en cualquier punto de la ciudad, pero es un derecho que coexiste y hay que conciliar con otros derechos y libertades, porque también existe el derecho de circulación, la libertad de empresa y el derecho al trabajo", ha insistido.

Soluciones de "las tres administraciones"

Los comerciantes han comunicado también al consejero que van a iniciar una serie de estudios sobre la incidencia cuantitativa de estas concentraciones y la delincuencia de baja intensidad en el distrito Centro, dos cuestiones independientes, pero que también preocupan a los empresarios y comerciantes. De hecho, le han hablado de un estudio de la asociación de empresarios de hospedaje, ya que hay 600 hostales y 200 hoteles en la zona centro de la capital. Van a realizar un sondeo para conocer la incidencia que tiene el exceso de manifestaciones y la delincuencia de baja intensidad como los hurtos y problemas "que hacen que no sea tan cómodo hospedarse en el centro de Madrid".

"Nos han dicho que el turista que soporta esta situación desagradable no quiere volver a Madrid. Los cortes de calle llevan a que el turista no pueda acceder con sus maletas al hotel. Esto está suponiendo un grave perjuicio y perjudica a la imagen de Madrid, al turismo de compras, a los comerciantes, a los 25.000 empleados que trabajan en el barrio de Sol", ha indicado Victoria.

"Mesura y responsabilidad"

Victoria ha pedido "mesura y responsabilidad" a las diferentes administraciones sobre este tema y, una vez conocidos los datos, espera que se propongan un conjunto de medidas "entre todos". "Pero lo que no vamos a hacer ante esta realidad de personas que cumplen sus obligaciones fiscales y empresariales es mirar para otro lado. No lo vamos a hacer. Todos los vecinos de Madrid tenemos la sensación que venir al Centro es un lío y queremos que sea un entorno que esté a altura de lo que todo el mundo piensa, que es la zona comercial más importante de España y de primer orden para la economía regional", ha subrayado.

A la pregunta de un periodista, Salvador Victoria ha respondido que la pelota no está en el tejado de la Delegación del Gobierno en Madrid, sino en el de las tres administraciones públicas. "No es un problema de la Delegación del Gobierno. Es un problema de los ciudadanos de Madrid. Lo que tenemos que hacer es no echar arena encima de ese problema y no verlo. Tenemos que coger el toro por los cuernos y buscar esa solución", ha destacado.

Esta cita se produce una semana después de que el responsable regional se reuniera con la Asociación de Comerciantes de las calles Preciados, Arenal y Adyacentes (APRECAO), durante la cual trasladó el compromiso y la apuesta de la Comunidad de Madrid por impulsar el turismo de compras para revitalizar el barrio de Sol, el más afectado por el elevado número de manifestaciones, concentraciones y protestas que se celebran en sus calles y que, mayoritariamente, desembocan y finalizan en la Puerta del Sol. El próximo viernes la cita será con la asociación Gremial Auto-Taxi de Madrid.

Más información:

Los vecinos de Centro dicen que su problema no son las manifestaciones

Cifuentes admite que es "imposible" que Delegación dicte el lugar de las manifestaciones

La Comunidad pide a Interior que no permita protestas diarias en Sol

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios