www.madridiario.es

Varios incidentes al final de la celebración

La Cibeles, de fiesta y con incidentes

La Cibeles, de fiesta y con incidentes

lunes 18 de junio de 2007, 00:00h
Tras ganar la Liga, fiesta. Miles de personas, nada más terminar el partido entre el Real Madrid y el Mallorca, se trasladaron a Cibeles a pie o en coche, haciendo sonar las bocinas, donde aguardaron la llegada de la plantilla al completo del club merengue. Los jugadores llegaron en un autobús 'vestido para la ocasión' pasadas las doce de la noche y Raúl equipó a la diosa con una bufanda y dos banderas del equipo blanco. La celebración estuvo enturbiada por algunos grupos de seguidores que provocaron incidentes y obligaron a la Policía a intervenir.

Pasada la medianoche la delegación madridista llegó a la plaza de Cibeles a bordo de un autocar de dos pisos. Allí eran esperados por miles de personas, unas 250.000 según la Policía, con banderas y bufandas al aire y al grito de "campeones, campeones". Tras descender del vehículo, de color blanco, los jugadores dieron varias vueltas alrededor de la fuente por la plataforma habilitada por los técnicos municipales.

El punto álgido de la celebración llegó cuando el "siete" madridista, Raúl González, se subió a la grúa instalada junto a la fuente. En compañía de dos operarios, el capitán, sin tocar la estatua, colocó alrededor del cuello de ésta una bandera española, otra del Real Madrid y una bufanda con los colores del club. En todo momento los jugadores lucieron una camiseta blanca con el número 30 en el dorso, en clara alusión a las veces que el equipo de Chamartín ha ganado la Liga de fútbol.

Acompañada por la buena climatología, la noche iba según lo previsto hasta que a última hora un grupo reducido de individuos empezó a provocar alteraciones de orden público, lo que obligó a los efectivos policiales trasladados a la zona a actuar, registrándose durante los incidentes carreras de los congregados y lanzamiento de diversos objetos, principalmente botellas, bengalas y piedras.

Con los enfrentamientos, los efectivos del Samur atendieron hasta la dos de la madrugada, hora en que quedó cerrado ese dispositivo de emergencia previsto, a 108 heridos, la mayoría de carácter leve como fracturas, brechas, contusiones y alguna intoxicación etílica, según informó Emergencias Madrid. Sólo 22 heridos fueron trasladados a centros hospitalarios. El dispositivo previsto en prevención de posibles altercados estaba integrado por 15 unidades del Samur y Protección Civil.

Además, la Policía ha informado este lunes que detuvo a 10 personas antes y después del partido de fútbol en relación con diversos incidentes en los que resultaron heridos leves 14 agentes. Siete de estas personas fueron detenidas en los alrededores de la plaza de la Cibeles, al igual que el resto, acusados por daños en el mobiliario urbano y agresión. Otras dos personas fueron arrestadas antes del partido en la calle Marceliano Santamaría, en las inmediaciones del Bernabeu, y otra nada más acabar el encuentro a las puertas del estadio. Los diez detenidos fueron conducidos a la Brigada Provincial de Información, donde proseguirán las gestiones con ellos.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios