www.madridiario.es
Los peregrinos se empapan en Cuatro Vientos

Los peregrinos se empapan en Cuatro Vientos

sábado 20 de agosto de 2011, 00:00h
El buen tiempo que acompañó a los peregrinos durante su estancia en la capital, cambió minutos antes de comenzar la Vigilia. La lluvia y el viento detuvieron el discurso del Santo Padre durante más de 30 minutos, aunque tras este tiempo pudo continuar.
Jóvenes fieles procedentes de los cinco continentes se concentraron a lo largo de este sábado en el aeródromo de Cuatro Vientos para celebrar la Vigilia de oración, presidida por Benedicto XVI. Ninguno de ellos quiso perderse esta cita. Ya desde las 12.00 horas, momento en que se abrieron las puertas para entrar en la zona, miles de peregrinos comenzaban a buscar el mejor lugar para acampar y pasar la noche. Muchos de los ellos decidieron acceder al recinto en transporte público, aunque hubo otros que lo hicieron a pie desde el centro de Madrid. Un recorrido 'verde' de más de diez kilómetros de extensión que transcurrió por diversos parques de la localidad, con el objetivo de llegar a la zona de una manera no contaminante.

A las 17.00 horas y con temperaturas de más de 38 grados centígrados todavía llegaban peregrinos al aeródromo. Aunque ya a una hora más tarde, momento en que el sol quiso dar una tregua a los allí presentes, no cabía un alfiler en la zona. Los peregrinos disfrutaban de los actos previos a la llegada del papa, que contaron con actuaciones musicales, una exhibición de helicópteros y otra de aviones de la patrulla Águila, quienes dibujaron en el cielo la bandera española y la vaticana. Aunque no todos los acampados en el aeródromo disfrutaron de los actos, algunos decidieron descansar después del trajín de estos días conociendo la capital.

A algunos de ellos se les notaba el cansancio en el rosto. Han sido cinco largos días de actos, excursiones y caminatas de aquí para allá. No obstante, al ver aparecer al papa en el altar de Cuatro Vientos se les dibujó de nuevo una sonrisa y recuperaron las fuerzas perdidas durante este tiempo.

Aunque no todos los peregrinos pudieron acceder a la zona. Algunos de ellos se agolparon fuera del aeródromo, después de que la Policía cerrase algunos de los accesos desde las 18.00 horas. Por este motivo, la misa que presidirá este domingo Benedicto XVI se podrá seguir también desde el Vicente Calderón. La organización ha instalado en este estadio varias pantallas que retransmitirán el acto en directo, para evitar que los fieles no puedan ver al Pontífice.

La llegada del Santo Padre
El papa comenzó la Vigilia una hora más tarde de lo previsto. Y justo en el momento que daba la bienvenida a los presentes, comenzaron a caer las primeras gotas, que minutos más tarde se convirtieron en una gran tormenta que le impidió continuar. El Pontífice, rodeado de paraguas que le protegían de la lluvia, no pudo seguir leyendo el discurso hasta treinta minutos después. Ninguno de los jóvenes peregrinos abandonó la zona, demostrando así su ilusión por estar con él.

Al arrancar de nuevo con la lectura, las primeras palabras de Benedicto XVI fueron: "Nuestra fe es mayor que la lluvia". Y continuó con el discurso previsto para la Vigilia. Mientras, los bomberos apuntalaban las estructuras habilitadas en el aeródromo para evitar que cayesen. Aunque a pesar del duro trabajo, siete personas resultaron heridos, ninguna de gravedad, por la caída de varias carpas. Por su parte, los servicios sanitarios realizaron 1.585 asistencias a lo largo del día en el aeródromo, la mayoría de ellos por los efectos del calor.

La Vigilia de la oración llegaba a su fin con la 'Salve rociera' y con unas palabras del papa, en las que les deseó buenas noches a todos los jóvenes peregrinos y les dio las gracias "por el esfuerzo realizado durante estos días". Finalmente, un espectáculo de fuegos artificiales despedía al papa y a todos los peregrinos. El Pontífice se marchó a dormir a la Nunciatura y regresará de nuevo a Cuatro Vientos este domingo para ofrecer la misa de clausura de la JMJ, un acto que pondrá fin a unos días de fe e ilusión por parte de muchos fieles y seguidores del Santo Padre.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios