www.madridiario.es
La Comunidad cierra por sorpresa un albergue juvenil

La Comunidad cierra por sorpresa un albergue juvenil

Por Lucía de la Fuente
jueves 30 de diciembre de 2010, 00:00h
El albergue juvenil de Santa María del Buen Aire, dependiente de la Dirección General de Juventud y ubicado en el municipio de San Lorenzo del Escorial, echa el cierre este viernes. Los doce trabajadores que han sido despedidos aún no se explican la fulminante decisión, mientras que el director del centro, funcionario regional, será reubicado en otro albergue.
El albergue para jóvenes Santa María del Buen Aire dejará de funcionar este viernes, 31 de diciembre. Utilizado de manera habitual para acoger jornadas de convivencia o campamentos, está emplazado en un paraje natural envidiable, rodeado de amplias praderas y a espaldas del monasterio de El Escorial. Se reinauguró, tras una reforma, hace cinco años, en concreto el 27 de mayo de 2005.

Venía siendo utilizado con frecuencia por asociaciones que trabajan por la integración de jóvenes discapacitados como CEPRI -especializada en el tratamiento de personas con autismo- o APAMA -Asociación de Padres de Alumnos con Discapacidad de Alcobendas- por su "excelente emplazamiento libre de coches y baños y habitaciones adaptados", explica un trabajador de CEPRI.

Ahora, nadie se explica el por qué del cierre. Rosa Ariza, una cocinera que llevaba varios años prestando allí sus servicios, se enteró "hace menos de una semana" de su despido: "Estamos muy indignados porque no sabemos nada, nadie nos ha dado ninguna explicación". Igual que ella, otros once trabajadores de Gastronomía Las Murallas -empresa que tenía adjudicada la gestión del centro- se han quedado sin trabajo "de la noche a la mañana".

Muchas son las especulaciones sobre el cierre. La crisis o la intención de la Comunidad de privatizar el centro son algunas de las que más suenan entre los afectados. Sin embargo, desde la Consejería de Cultura y Deporte, organismo del que depende la Dirección General de Juventud y la red regional de albergues y refugios, se aseguró a este digital que la intención no es otra que la de "realizar un cierre temporal para estudiar la viabilidad y mejora de los servicios que venían prestándose en este albergue, puesto que en los últimos años ha experimentado una progresiva disminución en la ocupación y demanda".

Y es que, según datos facilitados por la Dirección General de Juventud, "en 2008 el porcentaje de ocupación fue del 45,53 por ciento, en 2009 del 44,35 por ciento y en 2010 la media de ocupación es del 40,23 por ciento". Estas cifras contrastan con la opinión de los trabajadores, quienes afirman que "el sitio está muy preparado y siempre estaba lleno de gente, no entendemos el por qué de la decisión, aunque es verdad que desde primavera ya no se aceptaban reservas para enero".

La Comunidad de Madrid quiere además hacer constar que dispone de otro albergue en San Lorenzo del Escorial: "Estas instalaciones podrían absorber la posible demanda que se presentara durante el cierre temporal".

José García, coordinador de CEPRI, por su parte lamentó la decisión porque "el sitio se había convertido en un albergue ideal para venir con chicos con discapacidad intelectual y, a diferencia de otros, éste estaba abierto todo el año a excepción de Nochebuena y Nochevieja". "Es una verdadera pena", concluyó.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios