www.madridiario.es
El trabajo, con seguridad

El trabajo, con seguridad

domingo 25 de abril de 2010, 00:00h
El día 28 de abril se celebra el Día Internacional de Seguridad y Salud en el Trabajo. En este país las cifras de siniestralidad laboral siempre han sido muy altas, a pesar del trabajo que los sindicatos de clase han realizado en este área. Es verdad que en el último año, según datos publicados por la Unión General de Trabajadores, ha habido una disminución del 16 por ciento de los accidentes laborales, en 2009 respecto a 2008, pero como consecuencia de una disminución de la actividad económica y productiva.

Hay un sector como es la construcción donde la mortalidad y los accidentes graves engrosaban unas estadísticas fatídicas. Ahora con una disminución muy importante de la actividad, en ese sector, es lógico que su disminución sea muy relevante, pero ya hablaremos cuando se recupere la construcción de viviendas en nuestro país. Por desgracia, seguiremos viendo trabajadores en obras sin las medidas de protección adecuadas, jugándose la vida, y nadie se lo recriminará ni se lo exigirá, mas allá de los delegados y delegadas de prevención que tienen los sindicatos de clase.

¿Cuáles son los motivos por los que en nuestro país sigue habiendo una alta tasa de siniestralidad laboral?. Pues bien, por un lado la alta temporalidad existente en los contratos laborales y por otro la actual crisis económica que obliga a trabajar en condiciones no deseadas y el miedo a no perder el puesto de trabajo. También el comportamiento desaprensivo de algunos empresarios posibilitan no atajar esta lacra social. Estos últimos, con una cultura empresarial obsoleta, prefieren no invertir en formación y pagar una posible multa, que defender la salud y la seguridad en el trabajo.

Cabe señalar que 1 de cada 3 empresas han recibido un requerimiento de la Inspección de Trabajo por incumplir la ley de prevención de riesgos laborales, según los datos de UGT.

Hay que decirlo con claridad, los sindicatos UGT (con la actual secretaria confederal Marisa Rufino) y Comisiones Obreras han y están trabajando muy eficazmente por promover la seguridad y la salud en el trabajo. Es evidente que seguimos teniendo un déficit social en esta materia, y mientras la ley no obligue penalmente a quién no apoye ni promueva las medidas en materia de seguridad y salud en el trabajo, seguiremos estando pendiente de una transición social.

Los gobiernos, partidos políticos, jueces, fiscales y los agentes sociales están obligados a poner fin a esta lacra social que es la siniestralidad laboral. Para ello, lo primero con lo que habría que acabar es con la precariedad y la temporalidad en la contratación.

No puede ni debe valer todo con tal de poder tener un empleo, aunque este sea precario.

Ahora es el momento de trabajar con seguridad.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios