www.madridiario.es
16 camas inhabilitadas en la UVI por derrumbes.
Ampliar
16 camas inhabilitadas en la UVI por derrumbes. (Foto: Twitter @MatsClinico)

Goteras y humedades obligan a reubicar a cinco pacientes del Hospital Clínico

viernes 16 de marzo de 2018, 19:05h
Las goteras provocadas por dos tuberías en la UCI del Hospital Clínico San Carlos, han provocado que cinco pacientes hayan tenido que trasladarse a diversas plantas mientras se realizan las reparaciones.

Cinco pacientes de la UCI norte del Hospital Clínico San Carlos de Madrid han sido reubicados a otra UCI y a distintas plantas mientras se arreglan dos tuberías de agua que han provocado goteras y humedades en el techo, han confirmado fuentes del centro.

Según ha criticado el sindicato MATS, en tres días se han roto dos tuberías que han afectado a las dos salas de la UCI norte. Aseguran que en la primera ocasión el agua cayó "durante horas", provocando el desplome de parte del techo, un extremo que esas misma fuentes niegan: "No se ha producido ningún desperfecto, solo una gotera".

Además, desde el centro señalan que ni la actividad asistencial ni la clínica se han visto afectadas, y que la gotera "ya ha sido reparada". "Aprovechando que esa parte estaba siendo arreglada, cinco pacientes fueron reubicados", han puntualizado.

Por su parte, desde el sindicato aseguran que las 16 camas de esta UCI "permanecerán cerradas hasta que se realicen las reparaciones de los techos". "La inhabilitación de estas camas sumadas a las 100 que habitualmente permanecen cerradas supondrá un agravamiento de la situación de colapso de las urgencias. La sala de agudos llega a triplicar su capacidad con pacientes que esperan durante días a que se les adjudique una cama para ingresar", critican.

En este sentido, culpan de la situación a "la mala calidad" de la reforma integral de esta zona que finalizó hace cinco años y la "falta de mantenimiento preventivo de las instalaciones, porque la plantilla de personal de mantenimiento desde el año 2013 está bajo mínimos".

"Todo esto hace que se produzcan averías continuamente y que cada vez que llueve el hospital se convierte en una balsa de agua con goteras en servicios como diagnóstico por imagen, urgencias o salas de espera", lamentan.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios

Noticias relacionadas