www.madridiario.es
Las cabinas de pintura, eslabón final en la producción de la industria automovilística
Ampliar

Las cabinas de pintura, eslabón final en la producción de la industria automovilística

lunes 27 de febrero de 2017, 12:35h

Es posible que en alguna ocasión os hayáis quedado embobados con la calidad de los detalles, los acabados, el diseño, del brillo y limpieza de las pinturas en los vehículos, ya sean coches, camiones, camionetas o motos. Tal vez ahora os preguntéis cómo es posible esas terminaciones sin ningún resalte, tan pulido y equilibrado. Puede entonces que haya llegado el momento de que descubras dónde radica el secreto de estas obras de arte que son los vehículos pintados.

Y es que más allá de la aptitud del operario y del tipo y calidad de pintura de que se trate, hay un elemento esencial para la perfecta realización de este trabajo. La cabina de pintura es ese eslabón imprescindible para que el pintado de estas superficies tenga los acabados deseados de calidad y estética.

Y es que esta cabina de pintura crea las condiciones idóneas para, en un ambiente cerrado, evitar que las incrustaciones de polvo, la humedad del aire, los objetos que pudiera arrastrar el viento, la temperatura variante a lo largo de un mismo día, interfieran negativamente en los acabados que las máquinas para pintar imprimen sobre el vehículo, guiado por la mano experta del profesional. Para cumplir con las más exigentes calidades, se necesitan las cabinas más sofisticadas y preparadas y es por esto precisamente que la venta de cabinas de pintura en Spraymaq es la que encabeza las ventas de estas habitaciones.

Las cabinas de pintura se están haciendo imprescindibles para talleres, debido al gran número de vehículos en blanco que llegan para ser reformados estilísticamente, que ya se cuentan por miles, por lo que ya es un eslabón más de la cadena de producción de los talleres mecánicos y, como ya lo hicieranincorporándose a la industria en sector de la producción automovilística, como elemento de la cadena de fabricación de automóviles en su tramo final.

Objeto y funcionamiento de las cabinas de pintura

Como hemos podido ver resumidamente, esta cabina tiene como objetivo eliminar el máximo número de inconvenientes que impidan el correcto pintado de los vehículos. Este recinto construido, acondicionado y destinado a la función de colorear superficies metálicas, debe proveer de las condiciones de visibilidad adecuadas para que el pintor realice correctamente su trabajo, con una iluminación distribuida de manera tal que elimine toda posibilidad de sombras, así como de un método para eliminar la niebla que se produce como resultado de la pulverización de la pintura.

Pare eliminar esta niebla que comentamos, las cabinas deben disponer de un flujo de aire constante que arrastre todas las partículas y nieblas producidas por la pulverización de la pintura, consiguiendo un ambiente limpio y con una buena visibilidad. Además, según ley, la cabina también debe contar con filtros adecuados para que todos los contaminantes que contienen las pinturas sean filtrados, para respetar tanto la salud de los operarios como del medioambiente. Con este método se reduce, de paso, el riesgo de incendios y explosiones por acumulación de gases y elementos inflamables.

Es el complemento que no le puede faltar a un taller que quiera estar totalmente equipado y duplicar ingresos con una pequeña inversión, en comparación a los grandes beneficios que la instalación de una cabina de pintura puede proporcionar. Si estás interesado en equipar tu taller con los compresores para pintar y una de estas cabinas, puedes obtener más información en Spraymaq, haciendo click sobre este enlace que referenciamos. En este enlace vas a tener acceso a la más completa gama de cabinas de pinturas de distintas versiones; para disolvente o base de agua, para cabina de barnizado atemperadas y presurizadas, para muros y cabinas abiertas, para pintado y barnizado, para grandes dimensiones, zonas de aspiración inferior abiertas, para pintura de grandes piezas, zonas de lijado, aplicación de masillas y preparación, kits de presurización y acondicionamiento de recintos de pintura.

Podemos contemplar que, en la actualidad, hay una clara tendencia encaminada al aumento de la productividad y el ahorro de tiempo, que consiste en la utilización de arcos automáticos infrarrojos en el proceso de secado de las pinturas. Con ellos se logra una reducción de tiempos, como decimos, sobre todo en el caso de piezas. Detalle que hay que saber valorar y apreciar, teniendo en cuenta que cerca del 80% del trabajo de un taller son golpes sobre piezas, por lo que no se requiere pintar todo el vehículo, y esto supone un aumento apreciable de la producción.