www.madridiario.es
PP, Cs y Podemos y el riesgo de crisis a costa de los pactos poselectorales
(Foto: Diariocrítico)

PP, Cs y Podemos y el riesgo de crisis a costa de los pactos poselectorales

sábado 01 de junio de 2019, 11:48h
Una semana después de las elecciones municipales y autonómicas, siguen las incógnitas en torno a los pactos poselectorales, que pueden terminar en crisis internas en partidos como Ciudadanos, PP y Podemos. Aunque la formación 'naranja' ha tenido unos buenos resultados en las urnas, sin lograr el 'sorpasso' al PP, el partido se debate ahora entre apoyar al PP con Vox o respaldar al PSOE. 'Populares' y 'morados' son los grandes perdedores desde el 28-A, por lo que su papel en los pactos marcará su deriva.
Cada caso es diferente, pero cualquiera de los tres partidos, PP, Cs y Podemos corre el riesgo de atravesar una profunda crisis debido a su postura ante los pactos poselectorales.

Ciudadanos ha basado su campaña en el 'sorpasso' al PP y el 'no es no' de Albert Rivera al PSOE de Pedro Sánchez, pero tras los resultados del 28-A y el 26-M, en el partido conviven dos 'almas': los que apuestan por pactos con el PP, aunque incluyan el respaldo de Vox al estilo 'andaluz' y los que prefieren buscar acuerdos con los socialistas para evitar ser la formación que permita el acceso de la extrema derecha a las instituciones. Desde la Ejecutiva insisten en que Pablo Casado es su socio preferente, y han fijado unas condiciones casi inasumibles a los barones socialistas que pretendan recabar su apoyo.

El PP, tras la gran debacle del 28-A, intentó virar hacia el centro de cara a las elecciones municipales y autonómicos, lo que permitió a Pablo Casado salvar los muebles, al tener opciones de conservar/recuperar algunos feudos, especialmente la Comunidad y el Ayuntamiento de Madrid. A pesar de haber recuperado una parte del voto que fue a parar a Vox, los 'populares' podrían sufrir una rebelión interna si el partido vuelve a abrazar las tesis de la extrema derecha, algo que rechazan la mayoría de sus barones. En cualquier caso, en Génova hay menos reparos a la hora de abordar negociaciones con los de Santiago Abascal, mientras que Ciudadanos volverá a intentar eludir la 'foto' con Vox.

La peor situación es la que atraviesa Podemos, que ha llegado a desaparecer en Cantabria o Castilla-La Mancha y apenas ha logrado representación en la mayoría de regiones, al tiempo que ha visto cómo se esfumaban las opciones en los llamados Ayuntamientos del cambio. La formación 'morada' intentará a toda costa integrarse en el Gobierno de Pedro Sánchez y buscar alianzas con socialistas, nacionalistas e independentistas allá donde las cuentas cuadren y el PSOE dé su visto bueno. Aunque en un primer momento, Pablo Iglesias exigía formar un gobierno de coalición con el PSOE, sus malos resultados en las urnas le han situado en una posición inferior de cara a las negociaciones y podría aceptar la propuesta de Moncloa de integrar a miembros de la formación sin hablar de coalición. En este momento, la formación se juega su supervivencia solo cinco años después de su 'nacimiento'.

Así las cosas, lo que ocurra en las negociaciones de investidura, tanto a nivel nacional como autonómico y municipal, no solo marcará la deriva de ciudades y regiones sino que supondrá un momento de inflexión para las principales formaciones políticas. Aunque por el momento todos mantienen sus 'espadas en alto' y fijan sus condiciones, habrá que ver lo que ocurre cuando llegue el momento de sentarse a hablar y decidir cómo se configuran los nuevos Ejecutivos.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.