www.madridiario.es

Sol desconocido

lunes 23 de junio de 2014, 17:05h

La recuperación del antiguo hotel París en la Puerta Sol y su apertura como establecimiento informático permite contemplar la céntrica plaza sin obras, andamios, vallas o zanjas. Es una imagen desconocida para miles de madrileños, la generación que ha convivido con obras diversas en los últimos veinte años.

En 1994, en el mes de septiembre, comenzaron las obras para instalar en el centro la estatua ecuestre de Carlos III, sin una ocupación excesiva de la plaza. Pero entre 2003 y 2009 el kilómetro cero de España fue un espacio minado por la construcción del nuevo túnel de conexión con Atocha y la macro estación subterránea con aparatosa cubierta acristalada. Tras abrirse esta enorme sima se planearon más obras en superficie para reducir el espacio del tráfico y ampliar la zona peatonal. Eso requirió algunos meses más de vallas.

Además de las obras públicas, los propietarios de los edificios que delimitan la plaza están constantemente realizando restauraciones de sus fachadas, con aparatosos andamiajes y enormes lonas publicitarias que destrozan el paisaje del centro neurálgico de la ciudad. Resulta cuando menos chocante que estas lonas hayan llegado a estar más de dos años ocultando fachadas. En ese tiempo se podría haber construido de nuevo el edificio en cuestión. A lo mejor la explicación hay que buscarla en las altísimas cantidades que se pagan por colgar publicidad en este punto. Creemos que el Ayuntamiento debería limitar al máximo este tipo de instalaciones para evitar que las obras se prolonguen más allá de un tiempo razonable. Pero en este verano de 2014 solamente una estrecha fachada entre las calles de Carretas y de la Victoria enturbia el paisaje. Todo el arco central, frente a la Real Casa de Correos está diáfano y no hay ninguna zanja o acera cortada en toda la superficie.

Nos permitimos sugerir a los madrileños que aprovechen esta circunstancia para disfrutar de un Sol desconocido. Ojalá nos equivoquemos, pero no creemos que tarde mucho en hacer su aparición algún andamiaje nuevo. Eso sí: tengan en cuenta que en las horas centrales del día no encontrarán una sombra para resguardarse ni un banco para descansar.

Antonio Castro.
Cronista de la Villa de Madrid.

Antonio Castro

Cronista Oficial de la Villa

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios