www.madridiario.es

Ya había ingresado en prisión en varias ocasiones

Un detenido por la muerte de un joven ecuatoriano

martes 08 de mayo de 2007, 00:00h
Agentes del Cuerpo Nacional de Policía han detenido a Mohamed S., ciudadano marroquí de 24 años, acusado de causar la muerte por arma blanca al joven ecuatoriano, Robert Eugenio Guanuche Paredes. El homicida ha utilizado hasta 10 identidades distintas y con ellas le constan 16 antecedentes. 

Los hechos se produjeron hacia las 5 de la madrugada del pasado 8 de abril, cuando la víctima caminaba por la calle Puerto de Balbarán, confluencia con la de Vizconde de Arlesson, y fue abordado por la espalda por un desconocido, que le apuñaló con un cuchillo de grandes dimensiones.  Tras recibir unos primeros auxilios por parte del Samur, fue trasladado al Hospital Gregorio Marañón, donde falleció poco después.

El Grupo V de Homicidios se hizo cargo del caso. En primer lugar, los agentes tomaron declaración a varios testigos y éstos facilitaron la descripción física del presunto autor: individuo joven, entre 20 y 30 años, de origen magrebí, 1,70  ó 1,75 de estatura, pelo moreno corto y rizado, rapado por los lados. Empuñaba un cuchillo de grandes dimensiones y se apoderó de la cartera, reloj y efectos personales de la víctima.

Con posterioridad, los agentes averiguaron que, horas más tarde del suceso narrado,  ya el día 9, un delito de similares características había tenido lugar en la misma calle. La descripción del autor era también coincidente, al igual que su modo de actuar: abordó por la espalda a la víctima y le asestó varias puñaladas con un cuchillo de cocina de grandes dimensiones, mientras le exigía el dinero que llevaba.  Dado que parecía que se  trataba   del  mismo agresor y los agentes de Homicidios contactaron con los de Policía Judicial de Puente de Vallecas, que investigaban el segundo caso.

Así las cosas, citaron a los dos testigos del homicidio y a la víctima de atraco y les mostraron los álbumes fotográficos. Las tres personas reconocieron sin género de dudas la fotografía de un ciudadano de Tánger, con varios antecedentes y que había utilizado distintas identidades.

En el curso de estas gestiones, y en el seguimiento de los pasos del sospechoso, los policías descubrieron que el 23 de abril, agentes de la comisaría de Leganés, en su labor contra el tráfico de drogas, habían identificado a un grupo de personas, que al parecer traficaban al menudeo. Entre ellas se encontraba un súbdito marroquí, que tenía tres reclamaciones policiales y una judicial pendientes. Fue detenido y puesto a disposición judicial, que decretó su ingreso en la prisión de Soto del Real.

Aunque esta persona dio una identidad distinta a la que aparecía en los archivos policiales, se trataba del mismo individuo.  En la prisión, los agentes de homicidios le comunicaron la acusación de un delito de homicidio y robo con violencia e intimidación y le informaron de sus derechos. Se negó a facilitar sus impresiones dactilares y muestras biológicas de ADN para la investigación.

Por otra parte, en el momento del arresto, facilitó un domicilio. Al ser comprobado, los agentes vieron que en el buzón aparecía una de las 10 filiaciones utilizadas en los distintos arrestos. Un día después, compareció en la Brigada de Policía Judicial un ciudadano marroquí, que acreditó documentalmente ser esa persona, cuya identidad utilizaba el detenido.

Manifestó que conoce a éste desde hace años, pues eran vecinos en Tánger y añadió ser conocedor del uso que el sospechoso hace de sus datos de filiación, circunstancia que le crea graves problemas. En alguna ocasión, ha sido detenido y acusado de los delitos cometidos por Mohamed S., hasta que se comprueba su identidad real a través de las huellas y queda en libertad.

El detenido, Mohamed S., entre otros antecedentes, ha estado implicado en la muerte de un ciudadano chino, que apareció calcinado en el interior de su coche en octubre de 2003. Por este motivo, permaneció un tiempo en prisión.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.