www.madridiario.es
Discapacitados auditivos de Madrid podrán solicitar intérprete por SMS

Discapacitados auditivos de Madrid podrán solicitar intérprete por SMS

Por MDO/E.P.
miércoles 24 de septiembre de 2008, 00:00h
Las personas que sufren algún tipo de discapacidad auditiva y que necesiten el apoyo de un intérprete de lengua de signos para comunicarse podrán solicitarlo a través de un mensaje de texto con 24 horas de antelación, una iniciativa que les ahorrará tiempo y permitirá eliminar muchas de las barreras con las que se encuentran cada día.
Así, más de 15.600 usuarios que padecen esta discapacidad en la región podrán disponer de este servicio gratuito durante todos los días al año para realizar gestiones cotidianas en un horario que, por primera vez, incluye fines de semana y festivos.

Este servicio de solicitud se suma a los ya existentes como el fax, el correo electrónico y el teléfono. La consejera de Familia y Asuntos Sociales de la Comunidad de Madrid, Engracia Hidalgo, asistió a una consulta de una usuaria sin audición en el Punto de Información y Atención al Ciudadano de la Dirección General de Servicios Sociales.

"Se trata de hacer un esfuerzo por la integración de estas personas, tanto en el ámbito laboral como en el acceso a los servicios públicos", apuntó la consejera, algo que todavía cobra más fuerza cuando este sábado se celebrará el Día Internacional de las Personas Sordas. En este sentido, Hidalgo explicó que la Comunidad de Madrid ofrece varios cursos de integración de estas personas en el mundo laboral, "una iniciativa que ha supuesto que durante el curso 2006-2007 el 45 por ciento de los usuarios de este proyecto hayan terminado con empleo".

Para lograr la plena integración de las personas que sufren discapaciad auditiva y lograr que la Administración sea realemnte accesible para todos, la comunidad de Madrid ha destinado, desde el año 2003, más de cinco millones de euros a programas esfecíficos para personas con este tipo de problemas.

Dentro del marco empresarial, la Consejería que Hidalgo dirige ha elaborado un guía en la que se informa, tanto al empresario como al discapacitado, de los puntos a seguir para eliminar barreras y la manera en la que se puede alcanzar una comunicación completamente fluida.

Las carencias auditivas suponen una discapacidad que afecta tanto a adultos como a niños. Por eso se ofrece un servicio de atención temprana a los pequeños de entre cero y seis años para paliar los contratiempos que supone este problema y fomentar la autonomía personal de los niños.

La Unidad de Intérpretes de Lenguaje de Signos es un servicio que el Ejecutivo autonómico presta desde 1987 y por el que los solicitantes pueden beneficiarse de un intérprete que les acompañe en su vida ordinaria para facilitarles la comunicación y agilizarles las gestiones. Entre los servicios más demandados se encuentran el acompañamiento a citas médicas, servicios jurídicos, gestiones bancarias y entrevistas profesionales, entre otros.

En el año 2007 más de 10.000 personas solicitaron este servicio, y se prevé que este año la cifra se vea ampliamente superada, ya que sólo hasta el mes de junio se habían recibido 5.000 peticiones, según datos de la Consejería de Familia.

Entre las actuaciones de atención social específicamente orientadas a personas sordas que tiene la Comunidad de Madrid destacan las ayudas económicas para audífonos o los programas de inserción laboral, algo que ayuda de manera efectiva a la integración completa en la sociedad. Igualmente se está trabajando para hacer accesible a personas sordas el teléfono de Emergencias 112 y formar a funcionarios y policías en este ámbito.

Más autonomía
Gema padece una discapacidad auditiva que le impide comunicarse con normalidad para realizar un trámite tan cotidiano como ir al banco a solicitar un crédito o acudir al médico. El contar con un servicio de intérprete que le acompañe a realizar estas tareas le ha supuesto privacidad y autonomía, algo de lo que antes no disponía.

"Sin el servicio tenía que acompañarme un familiar a tramitar los asuntos, algo que no me hacía sentir cómoda porque se enteraban de mi vida privada y además trastornaba sus vidas diarias, ya que tenían que pedir continuamente permisos en el trabajo", relató. Algo tan sencillo para muchos como acudir a las reuniones escolares de los hijos, de los vecinos, o ir a un juzgado se convierte para muchos sordos en misión imposible.

Gema es profesora de lengua de signos y con ella son cuatro las personas sordas que hay en su familia. Beneficiarse de un apoyo como el de su intérprete le ha supuesto "perder la vergüenza y poder formarse en lo que quiera". En definitiva, ganar autonomía.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios