www.madridiario.es

Cinco consejos que deberías leer antes de colocarte implantes dentales

lunes 17 de mayo de 2021, 19:00h
El envejecimiento de la población ha causado que cada vez sean más las personas que presentan un deterioro importante de sus dentaduras, y piensan, acertadamente, que la mejor solución pasa por colocarse unos implantes dentales, sustituyendo las piezas deterioradas.
Cinco consejos que deberías leer antes de colocarte implantes dentales
Ampliar

Lo malo es que, al calor de la creciente demanda, en el sector dental han aparecido algunos centros odontológicos cuya praxis médica deja mucho que desear, especialmente en las grandes ciudades y capitales de provincia. Los medios de comunicación se han hecho eco de infinidad de casos en los que los pacientes, lejos de solucionar sus problemas dentales, han visto cómo se agravaban, y mucho.

Así que vamos a darte las claves para que detectes a la primera a estas clínicas de dudosa fiabilidad, porque todas comparten un “modus operandi” común. De esta forma, podrás colocarte tus implantes dentales en Madrid, en Barcelona, en la Coruña o en Soria, con todas las garantías para tu dentadura y tu salud.

Primer signo de alarma: bombardeo publicitario constante

En ese tipo de clínicas, prima la cantidad sobre la calidad. Su modelo de negocio está basado en captar a la mayor cantidad posible de clientes. Por tanto, una de sus herramientas es la presión publicitaria.

Conque, si ves que la clínica se anuncia continuamente por radio, TV e internet, y a nivel nacional, eso ya debería ponerte sobre aviso.

Mucho cuidado si anuncian implantes ‘gratis’ o ‘subvencionados’

Los beneficios de este tipo de negocios son principalmente financieros. Es decir, no proceden directamente de la colocación de implantes, sino del dinero que obtienen aplazando los pagos de pacientes con poca solvencia económica, durante años.

El gancho para atraer a ese tipo de clientes es anunciar implantes ‘gratis’, altamente ‘subvencionados’, o a un precio extrañamente bajo. Una vez caigas en su tela de araña, te enredarán, no lo dudes, para que firmes un contrato de financiación.

Megaclínica en un polígono industrial: mejor ni entres

Dado que su principal negocio es el financiero, las clínicas de este tipo se rentabilizan buscando el menor coste operativo. Por eso se ubican en naves, al objeto de poder disponer de muchos metros cuadrados por muy poco dinero, y disponer de gran cantidad de personal en rotación constante.

Así que si ya estás delante de la puerta, lo mejor que haces es darte la vuelta. Porque lo peor llegará después de que traspases el umbral.

Insistencia en que firmes un contrato: sal huyendo

Si no nos has hecho caso y has entrado, te recibirá una persona muy agradable y atenta. Probablemente vestirá un batín sanitario y en su despacho habrá algún tipo de instrumental médico. No te engañes, porque es un especialista en ventas, y su objetivo es que no salgas de esa habitación sin haber firmado un contrato de financiación.

Primero intentará convencerte con algún implante dental gratuito y con supuestas subvenciones para los demás implantes. Pero observamos que, con gran insistencia, siempre te encaminará, bolígrafo en mano, a que firmes ese papel.

Aún estás a tiempo de salir corriendo. Porque después de que firmes el contrato, se acabarán las buenas palabras y las atenciones: pasarás a ser un paciente más de su enorme montón, y estarás atado a ellos durante varios años.

Entonces, ¿qué clínica elegir para tus implantes dentales?

Sigue los siguientes pasos, y encontrarás fácilmente un montón de clínicas fiables:

  1. Busca en tu localidad clínicas especializadas en implantes dentales, porque las hay a porrillo. Casi todas ofrecen una primera cita consultiva gratuita.
  2. Pregunta en tu entorno, seguro que conoces a gente que ya se ha puesto implantes dentales, y que puede orientarte hacia alguna clínica concreta.
  3. Acude a las consultas gratuitas, expón tu problema y pregunta precios. Compara varias ofertas, y observarás que son todas de una cuantía bastante similar. Desconfía de los precios de saldo.
  4. Valora, como mucho, tres o cuatro ofertas, y decide. No se trata de comparar docenas de ofertas de implantes dentales.

En definitiva, no dejes que ciertos emporios financieros te engatusen con trucos comerciales y promesas irrealizables: recuerda que son tu salud y tu dentadura los que están en juego.