www.madridiario.es
Este fin de semana se celebra en Yeles (Toledo) el Campeonato de España de Culturismo Natural, paso previo para el Mundial que acogerá Madrid en el mes de noviembre.
Ampliar
Este fin de semana se celebra en Yeles (Toledo) el Campeonato de España de Culturismo Natural, paso previo para el Mundial que acogerá Madrid en el mes de noviembre. (Foto: ANCN)

El otro culturismo se prepara para Madrid

sábado 20 de octubre de 2018, 09:00h
Este fin de semana se celebra en Yeles (Toledo) el Campeonato de España de Culturismo Natural, paso previo para el Mundial que acogerá Madrid en el mes de noviembre.

De 28 inscritos, 20 recularon cuando se enteraron de que habría controles antidopaje. Ha sido la triste noticia con la que el culturismo ha saltado estos días a la primera plana informativa: la suspensión de la pasada Copa de Euskadi de fisicoculturismo de Santurtzi tras la retirada masiva de concursantes. En el ‘mundillo’, nada nuevo bajo el sol: ¿quién no se ‘mete’ de todo? La competición lo prohíbe en la teoría, pero no lo controla. Y, en la práctica, viene casi a exigirlo, pues quien no consume esteroides o anabolizantes se queda en los márgenes, no está al nivel de en lo que se han convertido los certámenes más populares: puro espectáculo de músculos de tamaños imposibles.

Hasta que alguien dijo ‘basta’. En 2015, Sandra López se propone parar la rueda. O, al menos, generar una disciplina paralela en la que el culturismo no sea sinónimo de consumo de sustancias ilegales. Junto a su marido, “desmotivado”, según cuenta López a este digital, al no poder competir frente a participantes dispuestos a cruzar la línea del dopaje, crea en 2015 la Asociación Nacional de Culturismo Natural (AECN), que este fin de semana organiza el Campeonato de España en Yeles (Toledo). Quienes se suban al podio este domingo, participarán en el Campeonato del Mundo de Culturismo Natural, que se celebrará el 9 y el 10 de noviembre en Madrid. La base de esta versión “natural” del culturismo: practicarlo a base de entrenamiento, dieta y complementos legales, lejos de las sustancias que, “por desgracia”, dice López, se han convertido en la normalidad del culturismo.

Deporte no federado

El culturismo está reconocido como deporte desde 1980, pero al no estar federado se genera un vacío en el que la Agencia Antidopaje (AEPSAD) no puede intervenir, puesto que los campeonatos no tiene la obligación de contar con ella. “No hay controles y se ha convertido en un todo vale”, señala López, que indica que para lograr los “físicos extraordinarios” de las competiciones convencionales “se necesita ayuda”.

Y no es solo cuestión de hasta donde se llega, sino de en cuánto tiempo se hace. Además de conseguir ser “más grandes”, con esta ‘ayuda’ de esteroides y anabolizantes, “en dos o tres años te puedes subir a la tarima y dar guerra”, explica López. Los culturistas naturales tardan mucho más en lograr sus objetivos. De hecho, las categorías fuertes del culturismo natural son las máster, es decir, las de concursantes a partir de 40 años.

Culturismo saludable

“El culturismo tradicional se ha vuelto hasta feo y, desde luego, que es un espectáculo que se sale de lo que es la salud, se ha vuelto insano”, afirma López, y rompe una lanza a favor de luchar contra ese estigma generalizado. Porque el culturismo, aunque hoy por hoy necesite echar mano de la coletilla ‘natural’ para diferenciarse de la corriente convencional, es un deporte saludable. “Si no, no podríamos tener competidores de hasta 70 años”, argumenta.

Para que culturismo y salud puedan ir de la mano, el primer paso es, pues, el control. Y esta es la principal diferencia de base entre el culturismo tradicional, el que nos trae a la mente el universo Schwarzenegger, y el culturismo natural: la ANCN, como sus homólogas en otros lugares del mundo, sufragan los gastos de contratar a la AEPSAD –cada prueba antidoping ronda los 400 euros- cada vez que celebran un campeonato.

Antidoping y sanciones

Este mismo viernes, los participantes del Campeonato de España que se celebra en Yeles han pasado por el pesaje, el tallaje y los test. “Se hacen de forma aleatoria, eligiendo a los participantes que sometemos a la prueba en el momento, si vemos que en su físico hay algo que pueda indicar que haya consumido alguna sustancia prohibida”, explica López, y añade que, en su reglamento, el hecho de negarse a realizarse el test se considera un positivo.

En tres años –a una media de cuatro campeonatos, más el europeo y el mundial, anualmente- han tenido solo dos positivos, inhabilitados de por vida –no por cuatro años, como indica la AEPSAD- para participar en sus concursos y sancionados también con una multa económica.

Cambio esencial

Un deporte en el que el nivel de la competición se ha inflado –literalmente, en este caso- a base de químicos hasta el punto de que no sea factible participar sin ellos. La situación da para pararse a pensar. “Ahora quieren ponerse serios”, señala López sobre la espantada en Santurtzi, aunque cree que en el fondo “no les interesa” acabar con el dopaje “por todo el espectáculo que se ha formado alrededor” y opina que el trabajo no es tan fácil como fomentar de pronto los controles.

Porque el consumo de determinadas sustancias está tan arraigado, tan normalizado y es tan accesible, que el cambio ha de ser profundo. “Si no has puesto normas en 40 años no las puedes poner de la noche a la mañana”, asegura la presidenta de la ANCN.

La esperanza está en el creciente interés, no sólo de atletas, sino también de público. En Yeles, los participantes superan los 160 y el público ha acabado con las casi 400 entradas que salieron al a venta. Además, la AENC llega en plena forma.

“Todos los años somos de las selecciones que más atletas llevamos al Mundial y desde 2015 hemos hecho podio en todos los internacionales”, cuenta López. La vista, ya puesta en el próximo noviembre, cuando Madrid acoja el Mundial de esta otra vertiente natural del culturismo, ese que López espera que algún día pueda despojarse del apellido y llamarse “culturismo” a secas, porque lo suyo –los controles, la salud- sea la norma.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.