www.madridiario.es
Espacio vecinal 'La Gasolinera' en el distrito de Salamanca.
Ampliar
Espacio vecinal 'La Gasolinera' en el distrito de Salamanca. (Foto: La Gasolinera)

Acuerdos incumplidos y ampliaciones tardías: el gafe de Salamanca con sus centros culturales

jueves 28 de junio de 2018, 07:00h
Desde que, en 2004, un estudio del propio Ayuntamiento sostuviese que el distrito de Salamanca estaba "por debajo de la media municipal" en la dotación de centros culturales, poco se ha mejorado. De momento, sigue habiendo solo dos, el Buenavista, que intentó ampliarse sin éxito alguno, y el Rafael Altamira, que comienza ahora ese proceso. Los resultados estarán para -como mínimo- 2019, fecha en la que los vecinos del distrito seguirán notando la falta de espacio en estos centros.

En 2004, el Área de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Madrid –entonces dirigido por Alberto Ruiz-Gallardón- llevó a cabo un estudio que analizaba la “sostenibilidad” del distrito de Salamanca. En el mismo se llevaron a cabo varios diagnósticos y un análisis DAFO que, entre sus debilidades, señalaba que la dotación de centros culturales estaba “por debajo de la media municipal”.

De esta forma, más de diez años después, el distrito sigue en esa senda, aunque hay motivos para la esperanza: el Pleno de la Junta ha aprobado este mes la propuesta del PSOE de realizar una ampliación de la biblioteca y del espacio de lectura del Centro Cultural Rafael Altamira.

El problema es que, casi con toda seguridad, la obra –que está por determinar si afecta al jardín exterior protegido- se realizará ya en 2019, puesto que es difícil que entre los Presupuestos de este año, que todavía no se han aprobado.

Esto provocará que, tal y como denuncia Luis Lorente, portavoz adjunto del Grupo Socialista en el distrito, Salamanca siga con el déficit de instalaciones culturales, algo que “difícilmente” sanará con la simple ampliación de Altamira. Según el socialista, es un tema que preocupa “mucho” a los vecinos, que incluso han logrado recoger “más de 100 firmas en apenas día y medio”.

Ampliaciones gafadas por acuerdos incumplidos

La falta de espacio en los centros culturales de Salamanca es algo sabido y esta no es la primera vez que se intenta solucionar. Ya en 2014, el anterior Ayuntamiento aprobó derribar la gasolinera de la calle de Cartagena y sanear el solar a lo largo del año siguiente para ampliar el otro centro cultural del distrito, el Buenavista.

Pero, con el cambio de equipo de Gobierno, de ese proyecto solo se terminó ejecutando el derribo, pese a que el Pleno aprobó en 2016 con los votos de PSOE, PP y Cs continuar con la ampliación.

Eso sí, la única ampliación que llegó fue la de las plantas. Meses más tarde y previa visita de la dimitida Esperanza Aguirre, en el solar nació la Gasolinera, un espacio vecinal en el que ahora se desarrollan diferentes actividades y un huerto urbano.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

1 comentarios