www.madridiario.es
Un desaparecido en Guadalajara es localizado herido en el Hospital Clínico de Madrid

Un desaparecido en Guadalajara es localizado herido en el Hospital Clínico de Madrid

Por MDO/Efe
miércoles 13 de agosto de 2008, 00:00h
Un vecino de Guadalajara desaparecido el día 2 de agosto ha sido localizado en el Hospital Clínico de Madrid, donde se recupera de un disparo fortuito que obligó a los médicos a extirparle el bazo.
Fuentes del Clínico han confirmado que Félix Ortiz Abad, de 52 años, permanece ingresado desde ese día en el hospital a donde fue trasladado tras ser herido de bala, de forma fortuita, en un tiroteo que tuvo lugar en la calle de Luchana (Chamberí), hecho que ha confirmado la Jefatura Superior de Policía de Madrid.

Una hermana de Ortiz Abad había relatado al diario digital 'La Crónica' de Guadalajara que su hermano, que sufre un ligero retraso mental, había sido visto por última vez en la madrugada del sábado día 2, cuando salía de su domicilio en el polígono del Balconcillo, donde residía con su madre. Ortiz Abad paseaba a las 8.30 de ese día por la calle de Luchana cuando se vio sorprendido por una discusión entre dos hombres.

Uno de ellos propinó un puñetazo a su contrincante, quien cayó al suelo y éste, desde su posición, sacó una pistola y disparó a su agresor, pero erró el tiro y la bala atravesó el cuerpo de Ortiz y fue a dar en el hombro de otro transeúnte.
En un principio, Ortiz no se percató de que había resultado herido hasta que vio la sangre y sintió el escozor de la herida cuando caminaba a la altura de la plaza de Olavide.

Allí mismo fue atendido por el servicio de emergencias del Samur-Protección Civil y trasladado al hospital Clínico, donde le fue extirpado el bazo, permaneció en la UVI y luego fue trasladado a planta, donde se recupera, según ha confirmado fuentes del hospital.

Herida de arma de fuego
El mismo día de los hechos, fuentes de Emergencias Madrid precisaron que el herido presentaba una herida de arma de fuego con entrada por la espalda y salida por la zona del abdomen. Se da la circunstancia de que el autor de los disparos fue detenido por agentes del Cuerpo Nacional de Policía en el mismo Hospital Clínico, a donde fue trasladado para ser atendido por una fractura de mandíbula, al ser reconocido por uno de los dos heridos fortuitos.

La familia asegura que, a pesar de que Ortiz portaba toda su documentación y que su desaparición fue denunciada en comisaría, no fue sino hasta este martes cuando la Policía les comunicó su paradero. Fuentes policiales indicaron que la desaparición de Ortiz Abad fue denunciada el 4 de agosto, dos días después de los hechos, y confirmaron que portaba documentación, pero nada que indicara que sufre algún problema mental y se le consideró un adulto normal.

Las fuentes agregaron que en el rastreo rutinario de su identidad no se detectaron antecedentes policiales ni reclamaciones de ninguna clase sobre Ortiz Abad, quien, además, no pidió que se avisara a su familia. A raíz de su desaparición, la familia de Ortiz Abad había empapelado las calles de Guadalajara y había puesto anuncios en los periódicos con la foto del desaparecido y varios teléfonos de contacto por si alguien pudiera aportar datos sobre su paradero.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios