www.madridiario.es
Pedro Montoliú
Pedro Montoliú

No estamos todos

lunes 02 de septiembre de 2013, 18:31h

Las calles del centro de Madrid son el mejor indicador de lo que pasa y de lo que deja de pasar. Y las calles estaban en la mañana de este lunes, 2 de septiembre, llenas de gente. Esas mismas calles que el sábado, por ejemplo, eran amplias y tranquilas, estaban este lunes atiborradas de personas que miraban a un lado y otro con cara del "ya estamos todos". Este año, sin embargo, esas mismas caras dirigían su mirada a un espectáculo que hacía meses que no se veía: obreros abriendo zanjas. Sí, sí, auténticos obreros de empresas concesionarias abriendo agujeros en el asfalto con esas taladradoras cuyo rugido ya habíamos olvidado. Con esta novedad, quizás fruto de una política de tirar la casa por la ventana en la Semana Grande de Madrid -lo digo porque de esta nos dan seguro los Juegos Olímpicos, aunque tan sólo sea para premiar las ganas que hemos dcemostrado a lo largo de tantos años-, apenas nos dimos cuenta de que, a pesar del gentío, no estábamos todos. Un espectador atento habría visto que apenas se veían japoneses andando por el centro y que, por no haber, no había ni franceses. ¡Qué diferencia con el pasado verano, cuando los grupos de turistas no dejaban ver el estanque del Retiro!

El turismo en Madrid ha caído, cantan los periódicos catalanes que, en grandes titulares, ensalzan la subida que, por contra, está experimentando el número de visitantes a Cataluña. Pues qué se le va a hacer, dicen algunas de nuestras autoridades; es la crisis, añaden, incapaces de desviar una parte del turismo que inunda nuestras playas hacia una capital como Madrid. Solo les falta decir que, de hecho, la caída del turismo no importa tanto porque ya somos muchos y además todos los que se las han podido tomar ya están de vuelta de las vacaciones y los que no, no se han movido. Pero la verdad es que el tema sí es grave y pone de manifiesto la falta de una política de promoción, llevada de común acuerdo entre Ayuntamiento de Madrid, Comunidad de Madrid y Gobierno nacional que incluya desde revisión de tasas aéreas hasta la potenciación de atractivos culturales o el aumento del presupuesto de inversiones municipales, limitado este año a 193 millones frente a los 438 previstos por el de Barcelona.

Sean estas u otras las razones, la realidad es que frente a los 8,3 millones de turistas que recorrieron las calles de la capital durante 2011, en los seis primeros meses de este año la cifra se ha limitado a 2,5 millones, lo que supone una caída del 5,7 por ciento con respecto al mismo periodo del año pasado. Y ello tiene unas consecuencias económicas claras ya que cada turista que decide cambiar de destino deja de gastar en Madrid en torno a 1.250 euros. Calculen a cuánto puede ascender la broma. Por eso, si nos dan los Juegos, que nos los darán, insisto, ello debe servir de acicate para devolver el turismo de Madrid por lo menos a los niveles que alcanzamos en 2011. Al menos, si queremos coger velocidad de crucero para la cita olímpica.

 

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.