www.madridiario.es

Los sindicatos registrarán el 14-S como posible fecha de forma preventiva

Los profesores aplazan al 8 de septiembre la decisión sobre una huelga total en la pública

Los profesores aplazan al 8 de septiembre la decisión sobre una huelga total en la pública

miércoles 31 de agosto de 2011, 00:00h
Los profesores se dan más tiempo para decidir cómo y cuándo se convoca la gran huelga contra los recortes en la educación pública. Este miércoles, tras una asamblea de cinco horas, alrededor de 400 docentes aprobaron consultar a los claustros de todos los centros públicos de la Comunidad la forma de llevar a cabo una movilización general que arrancaría el 14 de septiembre.
Según lo acordado, los sindicatos registrarán por vía oficial la petición de huelga para ese día de forma preventiva. Sin embargo, no se descarta que, posteriormente, la convocatoria sea anulada, trasladada a otra fecha o que se transforme en una huelga indefinida. Hasta ese momento, los profesores promoverán movilizaciones en cada centro (acciones informativas, encierros, pancartas...). Además, designarán a sus representantes y recabarán propuestas intentando involucrar a los padres de los alumnos, especialmente.

El día 8 de septiembre se llevará a cabo, en un lugar aún por determinar, una asamblea general de representantes de todas las zonas educativas de Madrid. Si para esa fecha la Consejería de Educación no ha revocado las instrucciones dadas a los centros para el inicio de curso, y que se concretan, según los sindicatos, en la no contratación de entre 2.500 y 3.000 profesores interinos, los reunidos votarán la fecha y la forma en la que se producirá el paro total de la educación pública no universitaria.

Profesores a  la entrada del auditorio de CCOO.Este fue el acuerdo de mínimos alcanzado este miércoles por los que llegaron al final de la asamblea convocada en el auditorio Marcelino Camacho de CCOO, en la calle de Lope de Vega. El llamamiento realizado por CCOO, UGT, CIS-F, ANPE y STEM con el apoyo del Sindicatos de Estudiantes y la federación de padres de alumnos Giner de los Ríos llegó a congregar a alrededor de 1.200 profesionales de la enseñanza. La propia afluencia de público provocó que la asamblea empezase tarde. El aforo no dio de sí y CCOO se vio en la obligación de restringir el acceso, por lo que miembros de la central improvisaron una asamblea en el exterior con otras 400 personas.

Decididos a no rendirse
Los alegatos iniciales pusieron de manifiesto dos cosas. La primera es que los docentes están decididos a ir a la huelga. "No es solo el despido de interinos de Secundaria este curso, es el del año pasado, la masificación continua de las aulas, los recortes en Primaria o la entrega de la Educación Infantil a la empresa privada", justificaba a la entrada María C., profesora de Primaria (lea aquí otros cinco testimonios de docentes). La segunda cuestión es que el sentir general del profesorado se resume en que Gobierno regional perjudica premeditadamente a la educación pública. Al menos, así lo aseguraron la veintena de intervinientes que tomaron la palabra. Todos censuraron la actitud de la responsable de la Educación regional, Lucía Figar, y de la presidenta de la Comunidad, Esperanza Aguirre.

Imagen del auditorio de CCOO lleno.Sin embargo, los sindicatos, que acudían con una propuesta cerrada de movilizaciones (encierro de las Comisiones Permanentes de las Juntas de Personal desde este jueves, concentración ante la Consejería de educación el miércoles 7 y huelga el miércoles 14), se vieron superados por la cantidad de asistentes y la disparidad de las propuestas. El debate terminó centrándose en la posibilidad de aplazar el paro a la segunda semana de curso, ya que la primera solo se dedica a las tradicionales presentaciones entre profesores y alumnos. A esto se sumaron las consideraciones sobre si el colectivo podría aguantar una huelga indefinida o si esta debería realizarse cada semana, pero solo durante dos o tres días, para que los docentes no pierdan todo su sueldo.

El auditorio fue vaciándose a medida que pasaron las horas. Tras llegar a un punto muerto, donde los representantes de los sindicatos fueron objeto de críticas por su negativa a realizar una votación, los asistentes alcanzaron de nuevo el consenso. "Lo que sale de aquí es una consulta a los maestros para decidir el día 8 sobre una convocatoria de huelga para el día 14", zanjó el Héctor Adsuar, portavoz de Enseñanza de CCOO y moderador de la asamblea. Sobre la mesa siguen abiertas todas las posibilidades.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios