www.madridiario.es

Tuvo que ser intervenido para extirparle el bazo

Regresa a Madrid el cabo herido en el atentado de Afganistán

martes 27 de febrero de 2007, 00:00h
El cabo Jorge Laíño, que resultó herido en el atentado perpetrado contra las tropas españolas en Shindand (Afganistán) el pasado miércoles y en el que murió la soldado Idoia Rodríguez Buján, llegó en la madrugada de este martes a la Base Área de Torrejón de Ardoz (Madrid) desde la Base española de Herat, donde tuvo que ser intervenido para extirparle el bazo, según informó un portavoz del Ministerio de Defensa.
Laíño llegó sobre las 5 horas de la madrugada a la Base Aérea de Torrejón de Ardoz en un avión Boeing 707 medicalizado con pronóstico estable y en fase de recuperación después de superar las 72 horas pertinentes tras la operación a la que fue sometido. El cabo ha sido trasladado al Hospital Militar Gómez Ulla de Madrid, donde continuará su recuperación.

La decisión de trasladar al cabo a España se ha producido después observar su estado estable tras la intervención de extirpación del bazo a la que fue sometido el pasado jueves en el Hospital de Campaña 'ROLE 2' de la Base española de Herat y ante el temor de que las condiciones metereológicas empeorasen en el país asiático, lo que imposibilitaría el traslado en días posteriores.

Primero, el cabo herido fue trasladado desde Herat en un avión C-295 del Ala 35 del Ejército del Aire hasta Abu Dhabi, desde donde ya inició el viaje con destino a España en un aparato del Grupo 47 del Ejército del Aire. Laíño estuvo acompañado en todo momento por un especialista en medicina intensiva del Hospital Militar Gómez Ulla y personal médico.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.