www.madridiario.es
Exposición: vacaciones del siglo XX
Ampliar
Exposición: vacaciones del siglo XX (Foto: Comunidad de Madrid)

Las vacaciones de los madrileños: 75 veranos en 135 fotografías

75 veranos en 135 imágenes

Por Diana Artacho Oliver
jueves 04 de agosto de 2022, 07:46h

Las vacaciones de verano son las más importantes del año, es la época donde más se viaja y más se desconecta. Por ello, la Comunidad de Madrid ha decidido recordar como eran los veranos entre los años 1914 y 1989 con una galería de fotos que se conservan en el Archivo Regional y pertenecen a los fondos Martín Santos Yubero y Cristóbal Portillo y la colección Madrileños.

La piscina del Parque Sindical, los cines de verano y las despedidas en el andén, son algunas de las imágenes más conmemorativas de los madrileños. Podemos comprobar como disfrutaban de las vacaciones y del verano de una forma muy similar a la de hoy en día. Es cierto que en pleno 2022, los medios de transporte han cambiado y son más rapidos y más cómodos, hay mayor oferta de destinos, pero lo que sigue intacto son las ganas de pasárselo bien rodeado de familia y amigos.

Las fotografías están llenas de historias que contar, el espectador se puede se puede sumergir en ellas gracias a las 135 imágenes que componen el catálogo virtual: Vacaciones del siglo XX. 75 veranos en 135 imágenes (1914-1989).

La estructura del catalógo ha querido relacionar la música con las imágenes. Se ha dividido en siete apartados donde el título que destaca es la canción del verano de ese año, entre ellos tenemos: Viaje con nosotros, Voy en un coche, Vamos a la playa, Camino Soria o Aquí no hay playa.

Viaje con nosotros

En esta primera sección, predominan las estaciones de tren. Donde cientos de personas comienzan o terminan sus vacaciones de verano. En el caso de dos imágenes: una de 1944, donde unos niños se despiden de sus familiares y otra de 1953 donde unos mochileros van a comenzar su viaje.

Voy en un coche

Desde los años 50, los coches pasaron a formar parte de la vida de los madrileños. Es por eso que han decidido titular así el segundo apartado. En el catálogo se pueden ver fotos de una familia haciendo una parada para dirigirse al Levante o el retrato de una madre y sus hiijos esperando en el coche.

Vamos a la playa

En esta sección, se ilustran a bañistas practicando deportes de agua y a madres con sus hijos jugando con la arena de la playa en 1947. También podemos ver a los turistas disfrutando de un paseo en barco por la costa, como el que la familia del propio fotógrafo Martín Santos Yubero realizó en 1952.

(Comunidad de Madrid)

Camino Soria

El catálogo también nos acerca a otra realidad, los madrileños de adopción que volvían a sus pueblos. También, los niños y adolescentes de la gran ciudad podían aprender sobre la naturaleza y podían estar en contacto con los animales.

Aquí no hay playa

Además de la playa y los viajes, el catálogo muestra la realidad de aquellos madrileños que se tenían que quedar en la capital. El ocio y la cultura formaban parte de la ciudad, aunque muchos cerraban hasta septiembre, lo podemos ver en una imagen del Cine Coliseum en la que aparece el letrero con el que se despedía de sus clientes hasta septiembre de 1971. En Madrid predominaban las piscinas, con sus baños multitudinarios en el Parque Sindical en 1959, o los juegos infantiles con agua.

Voy a pasármelo bien

El verano también era tiempo de conciertos, como el de Los Bravos en la Plaza de Toros de Madrid en 1968, las fiestas y los campamentos. Los más jóvenes disfrutaban de actividades, por ejemplo, en una instantánea de 1945 en la que una joven pareja practica esquí acuático.

Diario de un Rodríguez

La exposición vitual, la cierra un apartado dedicado a una figura veraniega característica de la segunda mitad del siglo XX, que fue inmortalizada por Billy Wilder en La tentación vive arriba. Bajo la denominación de Diario de un Rodríguez, Martín Santos Yubero nos ofrece su visión particular de este personaje mostrándonos un día en la vida del Rodríguez madrileño, a través de un reportaje hecho en 1960.

La exposición virtual se puede disfrutar pinchando aquí. Toda una experiencia para homenajear las vacaciones de los madrileños pasadas, presentes y futuras.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios