www.madridiario.es

Joyerías de historia y tradición en Madrid

Por MDO
jueves 17 de junio de 2021, 10:02h

Para nadie es un secreto que a las mujeres les apasiona la Joyería. Desde tiempos remotos hemos sabido que son compañeros inseparables, se han encargado de resaltar la belleza y feminidad de las mujeres y se han convertido en parte integrante de la sociedad.

Joyerías de historia y tradición en Madrid

No solamente las mujeres las usan, los reyes y emperadores siempre las han llevado a lo largo de la historia y actualmente también en los diferentes estratos de la sociedad las vemos en hombres.


Representan un nivel de vida, un estatus el cual llega a definir y posicionar a uno por encima de otros. Las joyas las podemos encontrar para uso diario, ocasiones especiales o simplemente para coleccionarlas.


Sin duda alguna, para escoger las mejores piezas es necesario aliarse con joyerías de prestigio y si es posible, de tradición. Tal como lo es www.jorgejuanjoyeros.es. Con más de 30 años de experiencia en el sector joyero, este equipo de profesionales es heredero de dos generaciones dedicadas al sector de las gemas preciosas.


Se han caracterizado a lo largo de todos estos años por el estudio y comercialización de piedras preciosas como los zafiros, esmeraldas y rubíes. Son especialistas en la confección de joyas para bodas. Minuciosos en cada detalle de diseño. Es una gran alternativa para obtener las mejores piezas de joyería, aquellas que queden para la posteridad y puedas dejar como legado o herencia a tus seres queridos.


Al comprar en esta joyería, obtendrás tus piezas con su correspondiente certificación de autenticidad, avalado por el Instituto Gemológico Español, expertos en graduación de diamantes y en piedras de color.

Evolución de la joyería en Madrid

La Joyería en Madrid ha tenido una evolución impresionante, si bien es cierto que se trata de un artículo de alto valor, el empuje de este mercado siempre es evidente, en especial por el gusto particular de usuarios exigentes y además, porque se trata de una inversión, ya que los metales y piedras preciosas son activos preciados que siempre tienen alta demanda y su precio fluctúa a favor.


No obstante, la joyería ha ido evolucionando de tal manera que hoy en día podemos encontrar diamantes creados en laboratorios para abaratar costes y crear una pieza que esté más al alcance. A medida que se vayan popularizando nuevas piezas y materiales, el mercado de la Joyería retoma fuerza, sin dejar de lado la tradición de siempre.

De igual manera, las tendencias siempre van cambiando y poco a poco se van creando nuevas culturas sobre el uso de las joyas en cuanto a diseños y estilos, pero lo que nunca variará será la clasificación de la calidad de las mismas.

Colección de joyas de Jorge Juan

La colección que muestra esta joyería coloca como gran protagonista al diamante, por lo que podrás encontrar exquisitos anillos de compromiso de estilos variados, desde los más clásicos hasta los más novedosos y originales, pero siempre revestidos de la elegancia y magnificencia que puede significar la inclusión de un diamante en la pieza.


Encuentras un diamante para cada ocasión y su oportunidad de lucirlo se expande a otros ejemplares de gran valor como pendientes, brazaletes, colgantes y alianzas para boda, que también presentan alta demanda por tratarse de joyas que cumplen con una tradición y además, son símbolos de unión y amor.

Tradición en joyas

Las grandes joyerías seguirán existiendo y produciendo piezas maravillosas para aquellos que tengan los medios para adquirirlas. El mundo va cambiando, va evolucionando y también van apareciendo nuevos grupos con diferentes exigencias y otros recursos.


Lo importante es mantener las tradiciones y para ello, las Joyerías más emblemáticas son las que generalmente logran evolucionar frente al duro cambio de las sociedades, enarbolando la calidad que los ha caracterizado por muchos años.


Entendamos que todo cambia y los mercados se adaptan para satisfacer las más exigentes peticiones. La joyería clásica y la artesanal irá avanzando y amoldándose a las nuevas clases sociales y culturas que aparezcan, manteniendo la calidad y el prestigio de siempre.