www.madridiario.es

Relojes tensiómetro, la última tendencia para hacer deporte

miércoles 14 de abril de 2021, 12:00h
Los amantes del deporte, tanto profesionales como aficionados, han vivido una auténtica revolución tecnológica en la última década
Relojes tensiómetro, la última tendencia para hacer deporte
Ampliar

Mediante el uso de ‘smartwatches’ deportivos pueden controlar, con una pulsación, parámetros como los kilómetros recorridos, la velocidad media, el tiempo de actividad, o las calorías quemadas.

Y es que la tecnología ha avanzado a pasos de gigante, hasta el punto de que ya es posible analizar el nivel de oxígeno en sangre y la presión arterial, utilizando los denominados relojes tensiómetro.

Cómo funciona un reloj tensiómetro inteligente

El funcionamiento es similar al de un tensiómetro homologado. El reloj tensiómetro dispone de un sensor de presión muy sensible y preciso, que está en contacto permanente con tu muñeca. Este sensor controla las pulsaciones y la tensión arterial.

Para que la precisión sea máxima, es necesario calibrar el sensor utilizando un tensiómetro de alta fiabilidad. Esto quiere decir que no puedes colocarte uno de estos relojes sin más, ya que los valores medidos serían poco exactos.

Algunos de estos relojes también incorporan un sensor SpO2, que obtiene una medición bastante fiable del nivel de saturación de oxígeno de tu organismo.

¿Es fiable un reloj tensiómetro?

La respuesta es que sí. Claro que estos ‘gadgets’ son fiables, pero eso no quiere decir que sean absolutamente exactos. En ningún caso tendrán la precisión exigida para un tensiómetro profesional de un hospital, pero no tengas duda de que los valores medidos serán muy aproximados a los reales.

Eso sí, procura adquirir un reloj tensiómetro de calidad reconocida y con todas las garantías; y olvídate de encontrar la oferta del siglo. Porque no estamos hablando de un artículo de recreo o de un accesorio superfluo, sino del control de tus parámetros vitales.

Motivos para usar un reloj tensiómetro

Es indudable que la comercialización de relojes deportivos inteligentes ha contribuido al aumento de la actividad física. Estos relojes permiten que el deportista pueda cuantificar y hacer tangible el resultado de su esfuerzo, lo que redunda en una mayor motivación y capacidad de sacrificio.

Los relojes tensiómetro van un paso más allá, ya que los deportistas pueden incrementar al máximo sus esfuerzos, con la seguridad de que estos no supondrán un riesgo para su salud. Todo un acicate para aquellas personas, que habiendo dejado atrás la plenitud juvenil, no quieren renunciar a mantenerse en forma.

Adicionalmente, un reloj tensiómetro puede ser una perfecta herramienta de control para aquellas personas que, no siendo deportistas, sufren de hipertensión, hipotensión, problemas respiratorios, o alteraciones cardiológicas crónicas.

En cualquier caso, no olvides que un reloj tensiómetro no es el sustituto perfecto de un medidor de presión sanguínea, sino una eficaz herramienta de control y prevención.

En caso de que observes valores que indiquen una posible situación de riesgo, debes verificarlos utilizando un tensiómetro homologado, y en caso de confirmación de los mismos, solicitar un chequeo médico.

Y una observación final: si estás pensando en regalar uno de estos relojes a una persona aprensiva o hipocondríaca, ten en cuenta que el regalo podría ser contraproducente.