www.madridiario.es

Ha habido largas colas para visitar los frescos de Goya

Miles de madrileños se acercan a la ermita de San Antonio de la Florida

Miles de madrileños se acercan a la ermita de San Antonio de la Florida

Por MDO/Efe
miércoles 13 de junio de 2007, 00:00h
Miles de madrileños se han acercado este miércoles a la ermita de San Antonio de la Florida a recoger tanto los panecillos del Santo como los sobres con 13 alfileres para lanzarlos a la pila bautismal y pasar la mano sobre ellos para comprobar cuántos "novios" se quedaban "pegados".

Los cofrades de la Hermandad de San Antonio comenzaron a llegar a la ermita a las cinco de la madrugada para preparar los 33.500 panes del Santo que se han amasado este año y que han comenzado a repartirse a las ocho de la mañana en el arranque de la 'Primera Verbena', como se conoce popularmente a las fiestas del distrito de Moncloa. "Cuando llegamos a preparar las cosas, que todavía era de noche, ya había gente haciendo cola para recoger el pan, pasa todos los años", explicaba una de las cofrades mientras repartía panecillos de San Antonio sin cesar, dos por persona, "uno para comer y otro para guardarlo y que lleve suerte a la casa todo el año".

A las 11.00 de la mañana la cola de chulapos y modistillas daba ya la vuelta a la ermita y algún espontáneo se marcaba un chotis o unos chistes improvisados para hacer más llevadera la espera. Uno de los hermanos de la Cofradía explicaba que estaba previsto terminar el reparto de panecillos alrededor de las doce de la mañana para que la cola se disolviera y todo pudiera prepararse para la misa y la procesión, pero era tanta la gente que esperaba a recoger su pan bendito que la entrega se alargó hasta la una del mediodía. También ha habido largas colas para visitar los frescos de Goya, que al igual que el resto de monumentos y museos del distrito permanecen abiertos esta semana de fiestas, y para lanzar los alfileres a la pila bautismal de San Antonio, el santo "casamentero", que está fuera de la ermita.

"El número de alfileres que queden pegados a la mano es el número de pretendientes que vas a tener este año", explicaba una señora al probar suerte. "Yo siempre he probado con los alfileres hasta que al final acerté con uno", indicaba otra, que animaba a sus amigas, más tímidas y temerosas del pinchazo de los miles de alfileres que abarrotaban la pila al mediodía. La tradición casamentera de San Antonio era popular entre las modistillas desde que comenzaron a celebrarse estas fiestas, allá por 1735. En los alrededores de la ermita Churriguera no faltaba quien tocara el mítico organillo o los puestos de recuerdos de San Antonio y de rosquillas del Santo.

Pasadas las doce del mediodía comenzaron los actos litúrgicos cantados por la coral de la Ciudad de los Poetas dentro y fuera de la iglesia, ya que eran tantos los devotos que a esa hora se agolpaban junto a la ermita que los hermanos tuvieron que sacar altavoces a la puerta. Y pasada la misa tuvo lugar la procesión. A las dos del mediodía y tras la vuelta del Santo a la ermita, los chulapos se disolvieron para buscar un sitio con sombra en el cercano parque de La Bombilla para tomarse la "limoná" y catar unas "gallinejas". La "Primera Verbena" se cerrará a las 22:00 horas con la actuación de "Eva y su Madrid" en La Bombilla.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios