www.madridiario.es
El Gobierno quiere aplicar menos vacaciones a los funcionarios y más horas de trabajo

El Gobierno quiere aplicar menos vacaciones a los funcionarios y más horas de trabajo

jueves 14 de junio de 2012, 00:00h
La Secretaría de Estado de Administraciones Públicas ha enviado a diferentes organismos de la Administración del Estado un borrador en el que se amplía el horario de los empleados públicos y se suprimen los días de vacaciones que se concedían por antigüedad, entre otras medidas.
El borrador establece que el horario de trabajo será, de lunes a viernes, de 9.00 a 15.00 horas. En la resolución actualmente en vigor, que data de 2005, el horario fijo en jornada de mañana es de 9.00 a 14.30 horas, con lo que, de aprobarse esta nueva resolución, se ampliaría en media hora el horario de los empleados públicos.

El secretario de Estado de Administraciones Públicas, Antonio Beteta recuerda en una carta que la jornada semanal es de 37,5 horas (1.647 horas al año) y que, si el calendario laboral del centro en cuestión hubiese previsto una jornada de verano, deberá recuperarse "la reducción operada en el periodo estival para completar dicho cómputo".

En el texto se eliminan además los días de vacaciones que se concedían en función de la antigüedad del trabajador. Los empleados públicos tienen actualmente 22 días hábiles de vacaciones, pero van sumando uno, dos, tres o cuatro más cuando cumplen 15, 20, 25 y 30 años de antigüedad, respectivamente.

Una funcionaria con bastante trabajo atrasado.De aprobarse esta nueva resolución, los empleados públicos estarán obligados a cogerse al menos la mitad de sus vacaciones entre el 15 de junio y el 15 de septiembre, sin que puedan acumularse los días de vacaciones a los de permiso por asuntos particulares. Asimismo, en caso de que su lugar de trabajo cierre durante un periodo concreto del periodo estival, el disfrute de las vacaciones de los empleados públicos deberá coincidir con esa franja temporal.

La resolución incluye un código de buenas prácticas de los directivos públicos para fomentar la productividad de la Administración, y un código de conducta para los empleados públicos de estas áreas. En el código de buenas prácticas para los directivos públicos se emplaza a los subsecretarios de los departamentos ministeriales y demás titulares de órganos competentes de la gestión de recursos humanos a adoptar medidas disciplinarias en los supuestos legalmente tipificados de absentismo injustificado; a exigir la justificación oportuna "de todas las ausencias", incluidas las de duración inferior a cuatro días en las que se alegue enfermedad; a impulsar reconocimientos médicos para controlar las bajas por enfermedad o accidente; y a remitir a la Secretaría de Estado información sistemática sobre el cumplimiento de los horarios y de los niveles de absentismo.

Los sindicatos, molestos
En un comunicado, la Federación de Servicios a la Ciudadanía de CC.OO. ha criticado que el Gobierno pretenda aplicar "unilateralmente" a los empleados públicos una nueva resolución de jornadas y horarios incumpliendo lo establecido en el Estatuto Básico del Empleado Público (EBEP).

Desde CSI-F, su presidente de la Administración Central, Francisco Camarillo, también ha expresado su malestar por el hecho de que el Ministerio no haya abierto una negociación con los sindicatos sobre jornada y horarios, tal y como determina el EBEP. Camarillo ha dejado claro que estas medidas no contribuyen a reducir el déficit sino a recortar derechos.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.