www.madridiario.es

Educación garantiza que todos los alumnos tendrán su profesor

El recorte de interinos pone en pie de guerra a los directores de los institutos

El recorte de interinos pone en pie de guerra a los directores de los institutos

viernes 15 de julio de 2011, 00:00h
La Consejería de Educación ha trasladado la política de austeridad del Gobierno regional al profesorado. Con el fin de ahorrarse sueldos de profesores interinos, el departamento que dirige Lucía Figar ha ordenado que todos los docentes cumplan el próximo curso con las 20 horas que marca la Ley Orgánica de Educación. Los directores de instituto denuncian que, con menos profesores, les será imposible organizar el curso y dar todas las clases.

 

Educación ha elevado de 17 a 20 las horas lectivas que debe impartir un profesor cada semana. La LOE marca un máximo de 21. Sin embargo, lo que sería un ajuste para evitar derroches (Educación sufrió en sus presupuestos para este año un recorte de 231 millones de euros) se traduce en un problema operativo de gran calado para los equipos directivos de los centros.

En primer lugar, y como señala la Asociación de Directores de Instituto de la Comunidad de Madrid (Adimad), un profesor no se dedica sólo a dar clase. Las clases necesitan de una preparación a la que se dedican horas complementarias. Esas horas, según las instrucciones enviadas por fax la semana pasa por Educación a los centros no computarán entre las 20 obligatorias. Tampoco lo harán las que dedican a guardias (cuando cubren horas de otros docentes por imprevistos o cuestiones similares) a clases de refuerzo o cuando atienden la biblioteca del centro. Las tutorías del grupo que el profesor tenga a su cargo también se eximen del cálculo, ya que Educación quiere transformarlas en clases individualizadas opcionales sobre Matemáticas, Lengua o Inglés y pagar un plus económico a quienes las impartan.

El resultado, señala Adimad, es que se suprimirán las clases de apoyo, se dificultarán los desdobles y habrá menos personal. Eso, justo cuando el número de alumnos en el sistema público no deja de crecer y las aulas ya están entre los 20 alumnos en clases de desdoble y los hasta 40 que llegar a acumular las más saturadas.

El segundo problema que provoca a los centros la reducción es cómo ajustar el horario escolar. Perdiendo profesores, advierten los directores, se verán obligados a cubrir horas de una materia (por ejemplo, Matemáticas) con profesores en plantilla que no tienen nada que ver con ella (Historia u otras).

Los interinos necesarios
Los sindicatos CCOO y UGT calculan que la reducción en personal será del 10%. Eso significa 4 o 5 profesores en centros pequeños y más de una veintena en los más grandes. En total, aseguran los sindicatos, unos 2.500 profesores menos para el curso 2011/2012. Educación lo niega y recuerda que el año pasado ya impuso el cumplimiento de una hora lectiva más. Donde los sindicatos calcularon 1.500 profesores menos, finalmente sólo se redujeron 700, aseguran. Las plantillas, añaden desde la Consejería, no se completan hasta después del verano, por lo que, como en el curso 2010/2011, se contratarán de nuevo todos los interinos necesarios para garantizar la máxima calidad del sistema educativo regional.

UGT denuncia que las "medidas de ahorro" implantadas por la Comunidad de Madrid en este sentido conllevan una reducción de presupuesto de "100 millones de euros" para el sistema público.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios