www.madridiario.es
La construcción del nuevo mercado de Barceló empieza este año

La construcción del nuevo mercado de Barceló empieza este año

miércoles 18 de noviembre de 2009, 00:00h
La construcción del nuevo mercado de Barceló comenzará a finales de año y se extenderá 22 meses, tal como anunció el director de Proyectos de este área, José María Ortega, en la comisión de Urbanismo.
Se puede comenzar en estas fechas porque el mercado provisional situado junto al actual y frente al colegio Isabel La Católica ya está terminado. El Ayuntamiento prevé que los comerciantes de los 111 puestos de la lonja puedan trasladarse al nuevo edificio en menos de un mes y puedan trabajar allí en Navidad (el concejal socialista José Manuel Rodríguez había pedido que aguantasen en el edificio actual hasta después de esas fechas y que los alumnos del centro escolar se trasladasen durante las navidades).

El Consistorio pretende que se proceda a este traslado y al de los alumnos del colegio antes de proceder a la demolición, que está prevista para los dos primeras semanas de 2010, a lo que Ortega añadió que esta situación no permite demoras. El nuevo mercado estará concluido a finales de 2011 ya que las obras fueron adjudicadas el día 5 de octubre.

El nuevo centro polivalente de Barceló costará 43,25 millones. Contará con el nuevo mercado (de 7.150 metros cuadrados distribuidos en tres niveles y una cuarta planta, con acceso independiente, destinada a uso comercial distinto del mercado), un polideportivo y un café acristalado, y una biblioteca. Las tres edificaciones estarán conectadas mediante una plaza verde longitudinal.

Encadenados
Bajo rasante, la parcela contará con 26.868 metros cuadrados distribuidos en cuatro plantas: áreas de carga y descarga del mercado, zonas de almacenes, cámaras e instalaciones y aparcamientos de personal en la primera, 198 plazas de aparcamiento en régimen rotatorio en la segunda y 438 plazas para residentes en la tercera y la cuarta.

Por su parte, algunos comerciantes del mercado de Barceló han anunciado que se encadenarán al mercado antiguo para evitar que les trasladen al edificio provisional que les ha habilitado el Ayuntamiento. Denuncian que sus puestos provisionales son demasiado pequeños para trabajar.

Locales muy pequeños
Madridiario ya adelantó hace unas semanas la pugna que tenían algunos comerciantes con la concesionaria del céntrico mercado por varias razones. Entre las más relevantes estaba el traslado durante dos años a un edificio provisional ubicado en la plaza de Barceló en el que les ofrecen locales con un 41 por ciento del espacio que tienen en sus locales actuales (a pesar de que aceptaron el provisional en vez de la indemnización por lucro cesante). La situación que se da es que algunos tienen que trabajar en establecimientos de tan sólo 2 ó 3 metros cuadrados (en el que, en algunos casos, tienen que entrar por trampillas o a gatas), cosa que contraviene las ordenanzas. También temen que en el traslado al edificio definitivo varíe la concesión y les perjudique.

Sin embargo, según explicó a este digital la delegada de Urbanismo, Pilar Martínez, el Gobierno municipal está cuidando mucho a los comerciantes en esta operación y que los problemas son internos entre los tenderos. Se han reunido en numerosas ocasiones con ellos para lograr su acuerdo, se les han ofrecido mejores locales en el nuevo mercado a coste cero, en el provisional se ha aprovechado todo el espacio disponible y se guardan los requisitos técnicos adecuados para que puedan trabajar.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.