www.madridiario.es

Cuatro datos interesantes sobre las semillas de cannabis autoflorecientes

viernes 26 de febrero de 2021, 10:35h
Cuando hablamos de cannabis, un aspecto importante a considerar es el tipo de semilla, si es fotoperiódica o autofloreciente
Las condiciones óptimas para las autoflorecientes
Las condiciones óptimas para las autoflorecientes

El cannabis fotoperiódico es el tradicional y tiene una historia de muchos siglos, en cambio las genéticas autoflorecientes aparecieron hace un par de décadas y aún hay pocos estudios sobre ellas. Veamos los siguientes 5 datos interesantes de las semillas de cannabis autoflorecientes.

  1. Pueden aflorar independientemente de la luz

La primera característica distintiva y esencial de las semillas autoflorecientes es que, a diferencia de las fotoperiodicas que comienzan a florar una vez que su ciclo de luz cambia, las autos lo hacen automáticamente, por ello su nombre. Las plantas de cannabis crecen en 2 etapas, la de vegetación y la de flora, una planta fotoperiódica permanecerá en la primera mientras que su ciclo de luz se mantenga sobre las 12 horas diarias, y pasará a florar una vez que esto disminuya. Las autoflorecientes lo hacen de manera automática, dependiendo de su reloj biológico, normalmente tras la 6ta semana.


Debido a esto, las semillas autoflorecientes pueden crecer bajo regímenes de luz diversos, algunos cultivadores las mantienen iluminadas con un rango de 24/0 horas de luz diarias, buscando alcanzar el potencial máximo de sus plantas, mientras que otros optan por un balance de 18/6 horas de luz para permitir que sus plantas descansen y que no los sorprenda la factura de electricidad a fin de mes.

  1. Las plantas autoflorecientes puede crecer en todo momento del año

Otra razón por la cual eligen semillas autoflorecientes de marihuana es su capacidad de crecer a lo largo de todo el año sin problemas. Ya que estas semillas crecen independientemente de las horas de luz que reciben, la estación del año tampoco predetermina su capacidad para crecer. Por ello, cultivar semillas autoflorecientes es sinónimo de cosecha perpetua ya que suponen un ciclo de cultivo constante.

  1. Las semillas de marihuana autoflorecientes tardan menos en crecer

Las semillas de cannabis autoflorecientes tardan tan solo entre 6 y 10 semanas hasta alcanzar su pico de crecimiento y estar listas para su cosecha. Esto se debe a su reloj biológico, el mismo que es responsable de hacerlas aflorar automáticamente, más allá de las horas de luz que reciban.

  1. Las semillas autoflorecientes son más pequeñas y fáciles de crecer

Otra característica por la que muchas personas se inclinan hacia las semillas de cannabis autoflorecientes es que, al compararlas con las fotoperiodicas, las autos tienden a tener un tamaño más pequeño por eso es probable que sean cultivadas en interior. Además, al ser más pequeñas esto las hace más maleables y fáciles de crecer, identificar problemas tales como pestes o de nutrición es así más rápido ya que inspeccionar las hojas sólo tomará unos breves momentos con esta plantas más pequeñas.

En resumen

Para concluir, las semillas de cannabis autoflorecientes podrían considerarse como la versión digital de las plantas de marihuana, mientras que las fotoperiodicas vendrían a ser la analogica. Esto no quiere decir necesariamente que una sea mejor o peor que la otra, sino que cada una será adecuada para tal o cual tipo de persona y sus aptitudes como tal.


También cabe resaltar una cosa, no es recomendable comprar semillas de marcas desconocidas ya que podrías encontrarte con una sorpresa un tanto agria. Para evitarlo, sugerimos buscar genéticas de empresas confiables, como por ejemplo Fast Buds, que está enfocada en el desarrollo únicamente de semillas de cannabis autoflorecientes.

Cannabis autofloreciente
Cannabis autofloreciente