www.madridiario.es
Croquetas
Ampliar
Croquetas (Foto: La Croquetta)

Dónde comer las mejores croquetas en Madrid

lunes 15 de enero de 2018, 13:13h

Este martes se celebra el Día Internacional de la Croqueta. Para estar más que preparados para esta cita gastronómica, hemos seleccionado algunos de los templos culinarios dónde pueden degustarse estos manjares. Desde los más tradicionales, de jamón o pollo, hasta los más novedosos con una explosión de sabores que no dejerá indiferente ni al paladar más exigentes. Estos son los lugares donde poder disfrutar de las croquetas.

La croqueta llegó a España a finales del siglo XIX, ya que su origen es francés, gracias a un aristócrata llamado Louis de Bechamel. Este era cocinero del rey Luis XIV, y se dice que él o alguno de sus ayudantes creó la famosa salsa que compone la croqueta. Pero el que sería el gran inventor de la croqueta, sería Antoine Cámere en 1817, el cual tuvo la idea de recubrir la salsa bechamel con una capa crujiente, en una cena que preparó para el archiduque de Rusia. El nombre del plato fue croquettes a la royal.

Su nombre proviene del francés croquer que significa 'crujir' y además de lo mencionado anteriormente, según la tienda on line Croquetas Ricas, existen otras teorías sobre el origen de este manjar popular. Hay quien dice que su origen es italiano y que por ejemplo hay una persona nacida en el País Vasco (Patxi Bollo), que supuestamente se comió 236 croquetas, según un diario llamado la Estampa.

Existe un variado repertorio de croquetas dependiendo del contenido. Tacos de jamón, bacalao, boletus son algunos de ingredientes más habituales pero en ocasiones, los rellenos no siguen las normas gastronómicas tradicionales y crean delicias extravagantes y explosivas: de chipirón, mejillón con gamba, morcilla con manzana, setas con cecina y gorgonzola con nueces y pera. Incluso el sabor dulce no se resiste ni hasta los paladares más exigentes con croquetas de chocolate, café y hasta Gin Tonic.

Aunque existen muchas leyendas urbanas acerca de modo de preparación, lo cierto es que los expertos recomiendan freírlas en aceite muy caliente (180 grados), no recalentarlas en el microondas y cuando se cocines no introducir demasiadas en la sartén, mejor por tandas para manejarlas mejor sin romper la masa.

Estos son algunos de los sitios dónde pueden comerse las mejores croquetas en Madrid:

LA GASTROCROQUETERÍA DE CHEMA
C/ Barco, 7
91 364 22 63

Es difícil escoger entre las croquetas de Chema Soler. Cocinero valenciano de larga trayectoria, decidió lanzarse al competitivo mercado de las croquetas en Madrid situándose en un local muy cerca de la Gran Vía. En su carta encontramos desde las más tradicionales hasta las que rompen con todas las reglas como las de carabineros y Kimchi, queso de cabra y pimientos del padrón, sepia en su tinta gratinada con alioli de soja y las de pisto con huevo y jamón. Son obras gastronómicas que surgen de su experiencia en los fogones como la croqueta líquida que contiene una mezcla de quesos sobre confitura de tomate y aceitunas negras, envuelta en un grueso rebozado.

CASA LABRA
C/Tetuán, 12
91 531 00 81

Casa Labra es uno de los locales con más solera en Madrid conocido a nivel mundial porque aquí se comen las mejores tajadas de bacalao del mundo. Inaugurado en 1860 siempre ha sido referencia para los incondicionales de las croquetas de bacalao que recuerdan a las de toda la vida. Con una bechamel ligera, crujientes y con el bacalao bien triturado e integrado en la salsa, los comensales degustan grandes croquetas en la barra o en las mesas altas que colocan en el exterior de este espacio centenario.

BAR MELO`S
C/Ave María, 44
91 527 50 54

Ubicado en Lavapiés, en este local se preparan unas de las mejores croquetas de Madrid. Crujientes por fuera y con una bechamel más líquida y cremosa por dentro, son famosas por la abundacia de la ración. Las rellenas de lacón son bien conocidas entre sus seguidores.

EL QUINTO VINO
C/Hernani 48
91 553 66 00

Es una de las tabernas madrileñas más visitadas por los amantes de las croquetas de corte casero y tamaño grande. Las de jamón son las protagonistas de este local que cuenta con una enorme tradición en la capital.

VIRIDIANA
C/Juan de Mena, 14
91 531 10 39
En este establecimiento se elaboran croquetas con leche de oveja latxa de Navarra. Las de bacalao, chipirones y las de jamón, de intenso sabor, hacen las delicias de los más croqueteros. Quienes las han probado aseguran que son muy cremosas y su ligero rebozado y la bechamel configura este majar.

CASA JULIO
C/Madera, 37
91 522 72 74

En Casa Julio, en el barrio de Malasaña, son expertosen croquetas de jamón, de queso gorgonzola, espinacas, morcilla con membrillo y de puerros con setas, entre algunas especialidades. Pueden acompañarse de una salsa de yogur que también cocinan de manera casera. Es un local muy frecuentado y merece la pena ser visitado por la gran variedad de sabores que oferta. En las paredes del bar podemos ver fotografías que relatan su historia y muestran las personas que lo visitan, hasta el grupo de música U2 que rodó allí unas imágenes para un videoclip y no dudó en probar semejantes manjares.

BODEGA LA ARDOSA
C/Colón, 13
91 521 49 79

Otro espacio clásico de Madrid para disfrutar de buenas croquetas es Bodega La Ardosa. Sus croquetas de carabineros de rebozado fino y crujiente con bechamel melosa se convierten en éxito asegurado. Cecina, jamón o cabrales son otras de las especialidades.

LA CROQUETTA
C/Fuente del Berro, 33
91 281 17 00

Muy cerca del Palacio de los Deportes se sitúa otro de los locales que engrosa la lista de los más croqueteros. Con una carta de variedad de sabores y realizadas de manera totalmente artesanal, encontramos desde las más clásicas de jamón o bacalao hasta las más extravagantes como las de jalapeño picante. Pero también pueden encontrarse las elaboradas con rabo de toro, espinacas y queso azul y de queso Cheddar con nachos.

RECETA CROQUETAS DE JAMÓN

Ingredientes (4-6 personas)
200 g de jamón serrano.
1 cebolleta.
1 diente de ajo.
100 g de harina.
100 ml de aceite de oliva
1 l de leche
Para rebozar y freír: harina, 3 huevos batidos, pan rallado y aceite.

Elaboración:
Poner el aceite en la sartén y añadir la cebolla picada y el diente de ajo. Rehogar durante unos minutos e incorporar el jamón picado. Tras saltearlo unos segundos, añadir la harina. A continuación, vertir la harina y la leche poco a poco, sin dejar de remover para que no se formen grumos. La bechamel debe cocinarse unos 20 minutos moviendo la mezcla.

En una fuente extender la masa y dejarla enfriar. Cuando esté fría, cortar y moldear las croquetas. Enharinar cada porción, pasándola por pan rallado y huevo y después, freír en aceite caliente. Cuando estén listas, ponerlas a excurrir el exceso de aceite sobre un plato con papel de cocina.


¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.