www.madridiario.es
La Comunidad organiza campamentos virtuales para ayudar a las familias que teletrabajan
Ampliar
La Comunidad organiza campamentos virtuales para ayudar a las familias que teletrabajan (Foto: Eduardo Parra/Europa Press)

La Comunidad organiza campamentos virtuales para ayudar a las familias que teletrabajan

domingo 05 de julio de 2020, 09:07h

El primer verano de la nueva normalidad se presenta como un reto para las familias madrileñas, en especial para aquellas cuya actividad laboral se ha trasladado hasta sus casas a través del teletrabajo y sus hijos. Muchos de los pequeños no van a poder acudir como otros años a campamentos urbanos o fuera de sus municipios, colonias u otro tipo de actividades lúdicas organizadas normalmente para este periodo estival, ya sea por la reducción de plazas o por la desconfianza de los adultos ante la crisis sanitaria.

Asi, la conciliación, una palabra que si bien lleva en boca de muchos desde hace bastante tiempo, se ha convertido en uno de los objetivos más demandados por parte de la sociedad. Los españoles han visto cómo en los últimos meses sus inmuebles se han convertido en oficinas de trabajo y salas de reuniones, escuelas, recreos, salas de juego y, sobre todo, sus hogares. Pasados los meses y con un estilo de vida algo más normalizado, las autoridades madrileñas tienen puesto el foco en el mantenimiento seguro de esta nueva normalidad y en el diseño de mecanismos que puedan servir como apoyo y desahogo para las familias.

En este marco, la Comunidad de Madrid ha organizado un campamento de ocio y tiempo libre virtual para niños de Primaria y Secundaria, de edades comprendidas entre los 6 y los 14 años, cuyas familias son atendidas por el servicio de Asistencia Vecinal (ASIVECAM), red perteneciente al área social de la Agencia de Vivienda Social que tiene como objetivo dar respuesta a los problemas planteados en las promociones de vivienda pública para facilitar la integración de las personas y el desarrollo de estas a través de su participación.

Tal y como comentan a Madridiario desde la Consejería de Vivienda y Administración Local, de la que depende este servicio, este campus tiene como objetivo fomentar un ocio ameno y divertido dirigido a niños cuyos padres necesitan dedicar su tiempo al teletrabajo, al tiempo que los más pequeños podrán trabajar y profundizar en temas variados y relevancia.

El inicio de las actividades será el próximo 6 de julio, mientras que su último día será la jornada del 31 de este mismo mes, cuatro semanas en las cuales se tratarán diferentes temáticas. La primera será sobre el agua, y a esta le seguirán le seguirán la magia, el cuerpo humano, la luz y la electricidad y la astronomía. Además también se prevé para aquellos con edades más tempranas una actividad de cuentacuentos virtual con moraleja que pueden versar sobre temas tan variados como el aseo personal, la convivencia, el respeto en igualdad, etc.

Las clases y talleres se desarrollarán entre las 9:00 horas de la mañana y las 14:00 horas de la tarde, con una planificación semanal organizada con diferentes actividades en diferentes franjas horarias. Así, a las 9:00 horas, los niños serán recibidos con el planteamiento de un enigma diario para resolver actividades de acogida; entre las 9:30 y las 10:30 horas ejecutarán diferentes experimentos con fundamentos científicos con una parte práctica, así como otras actividades de observación y conclusión.

Entre las 10:30 y las 11:30 los niños participarán en actividades deportivas y científicas sencillas para desarrollar en casa. Después, tendrán media hora de descanso para poder almorzar mientras visionan diferentes vídeos. Entre las 12:00 y las 13:00 horas de la tarde realizarán una actividad de art attacko, manualidades creativas, y entre las 13:00 y las 14:00 horas de la tarde llevarán a cabo iniciativas científicas basadas en la observación o ejercicio sobre cómo repercute la ciencia en algún aspecto cotidiano de la vida.

Todas estas actividades se llevarán a cabo con metodología STEM, un formato con el que se busca trabajar con niños mediante las inteligencias múltiples y que permite profundizar en las disciplinas de Ciencia, Tecnología, Robótica y Matemáticas de forma que los más pequeños desarrollen la habilidad y el rendimiento de manera útil y práctica, en especial a través del fomento de la creatividad y la iniciativa, la resolución de problemas, el método y el desarrollo cognitivo.

Con ello se busca que estimular la imaginación, la curiosidad y la participación mejorando su autoestima, la capacidad de análisis, reflexión y aplicación del método científico; el trabajo por proyectos para conseguir mayor motivación e interés junto con el trabajo cooperativo así como la relación entre los niños y el resto del grupo.

La empresa licitadora del servicio, Aebia Tecnología y Servicios, ha sido la encargada de desarrollar este “Campus Virtual” que, como indican, permite “a niños y jóvenes realizar un seguimiento de la planificación diaria del campamento de forma autónoma y completamente on line”. El único requisito que se precisa es disponer de un dispositivo con conexión a Internet que permita el acceso al Aula Virtual, “donde encontrarán el cronograma de actividades diarias previamente planteado que serán seguidas por los alumnos a través de diferentes medios”.

Tal y como señalan desde la Comunidad de Madrid, todos los niños que participen en el campus virtual recibirán un certificado de asistencia que les servirá de recuerdo de lo aprendido y disfrutado. El único requisito imprescindible que tendrán las familias que son atendidas desde el servicio de Asivecam para participar es un dispositivo con conexión a Internet.

Campamentos urbanos

Por su parte, el Ayuntamiento de Madrid suma otras 1.680 plazas en los 21 distritos, ampliables hasta las 2.500, a los campamentos urbanos de verano. Estas plazas se unen a las 1.500 anunciadas desde el área consistorial de Familias, además de otras 430 plazas para menores con alguna discapacidad. Los horarios serán de 7 a 16 horas y tendrán preferencia los padres y madres que no pueden teletrabajar.

La novedad de los campamentos de este año, marcados por la Covid-19, es que los campamentos contarán con un responsable de seguridad e higiene de las actividades. Además se tomará la temperatura y se realizará un seguimiento de la sintomatología en cada jornada. Habrá un monitor por cada cinco menores de entre 3 y 5 años y otro monitor por cada nueve niños y niñas de entre 6 y 12 años.

La vicealcaldesa de Madrid, Begoña Villacís, aseguró a comienzo del verano que se adoptarán todas las medidas de protección para evitar contagios fomentando protocolos como el lavado de manos, además de garantizar la distancia física, la exigencia de material de autoprotección y de higiene a disposición de monitores y participantes, limpieza frecuente de las instalaciones y charlas diarias informativas sobre las medidas de seguridad a tener en cuenta dirigidas a los participantes antes del comienzo de las actividades.

Tal y como sucede con la Comunidad de Madrid, el objetivo del Consistorio es apoyar la conciliación de las familias tras el periodo de confinamiento al tiempo que se ofrecen las garantías de seguridad establecidas por las autoridades sanitarias. Para el acceso de los menores a los campamentos urbanos será preciso que los padres, madres o tutores acrediten que tienen trabajos presenciales que les impiden hacer compatible sus obligaciones laborales con el cuidado de los niños.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios