www.madridiario.es
Obra 'Divinas palabras', de Valle Inclán
Ampliar
Obra 'Divinas palabras', de Valle Inclán (Foto: marcosGpunto)

Divinas palabras, Valle Inclán una vez más

domingo 15 de diciembre de 2019, 10:22h

El Centro Dramático Nacional vuelve a poner en escena Divinas palabras, en coproducción con Faraute. María Adánez y Carlos Martínez Abarca encarnan al matrimonio Gailo.

Valle Inclán escribió este drama rural el año 1919 aunque no subió a escena hasta 1933, cuando Margarita Xirgu lo estrenó en el teatro Español. Estaba acompañada, entre otros actores, por Enrique Borrás, Pilar Muñoz y Enrique Guitart. El dramaturgo moría tres años después y la Guerra Civil cerró el paso al teatro vanguardista del primer tercio del siglo pasado. Sería José Tamayo quien rescatara esta obra para inaugurar el teatro Bellas Artes, con Nati Mistral como protagonista, el año 1961. Don José volvería varias veces a este texto en las décadas siguientes.

También José Carlos Plaza, director de este nuevo montaje, muestra su predilección constante por Divinas palabras. Además de las distintas propuestas que ha firmado en teatro, también dirigió la versión operística, con partitura de Antón García Abril, que se estrenó en el teatro Real el año 1977. En esta ocasión Plaza ha declarado que su montaje respeta íntegramente el texto, aunque ha agrupado varios personajes para reducir el elenco. También ha incorporado a la representación como texto de la misma, algunas de las acotaciones de Valle. Esta idea ya se apuntaba antes del estreno de 1933. El diario La Voz (24-3-1933) publicó una reseña de la lectura de Valle a la compañía. Leemos en el artículo:

Divinas palabras las que D. Ramón emplea para la descripción de cada una de sus criaturas y de cada uno de sus paisajes... Bellas acotaciones que cada oyente espera como un chorro de poesía, en el que todos podemos agotar nuestra sed de castellano... ¡¡Ah! ¡Si Divinas palabras pudiera representarse con el aditamento de un lector que fuera vertiendo sobre los espectadores el rayo clarísimo de estas luminosas palabras!... ¿Por qué no?... Cada acotación levanta un murmullo admirativo... Aquella en que describe a la moza garrida, que tiene algo "de luna, de vaca y de pan", obliga a los espectadores a juntar las manos en un aplauso...

La Galicia profunda es el escenario de este esperpento en el que el carretón que transporta a Laureano el baldadiño, es fuente de ingresos para las pobres familias. La muerte del lisiado desencadena el drama familiar mientras Mari Gaila, la mujer del sacristán, se muestra fascinada por Séptimo Miau. Sus vecinos la tachan de adúltera, la persiguen, la desnudan y tratan de lapidarla.

“Qui sine peccato est vestrum, primus in illan lapidem mittat” Pedro Gailo, el sacristán pronuncia estas palabras que tienen la virtud de acallar a los enfurecidos aldeanos después de que las ignoraran cuando las dijo en español: quien de vosotros esté libre de culpa, que tire la primera piedra.

Pero esta obra es mucho más, un monumento al idioma y un feroz retrato de una España descarnada y rencorosa. A la vez, un retablo de personajes miserables que, tal vez, no tienen otra opción que actuar como lo hacen.

En este montaje intervienen, entre otros actores, Ana Marzoa, Consuelo Trujillo, Chema León, Diana Palazón y Alberto Berzal. La escenografía es de Paco Leal y el vestuario de Pedro Moreno.

Divinas palabras está en el teatro María Guerrero hasta el 10 de enero.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.