www.madridiario.es
CaixaBank
CaixaBank (Foto: CaixaBank)

CaixaBank pone en marcha la primera iniciativa del sector financiero en España para compensar las emisiones de CO2

miércoles 16 de diciembre de 2015, 13:11h
CaixaBank ha puesto en marcha una nueva iniciativa ambiental para convertirse en el primer banco de España y uno de los primeros de Europa que compensa las emisiones de CO2 derivadas del conjunto de su actividad. Esto supone que, por primera vez en una entidad financiera española, el objetivo de compensación incluye las emisiones asociadas tanto a los servicios centrales como al conjunto de la red comercial, la mayor del sector financiero en el país, con más de 5.300 oficinas.

El plan se inicia este 2015 y se irá ampliando gradualmente hasta que, en 2018, coincidiendo con la culminación del Plan Estratégico 2015-2018, se consiga el objetivo de compensar el impacto ambiental que, según los los medidores de la huella de carbono de los estudios que realiza CaixaBank, produce la actividad de toda la entidad. En 2014, CaixaBank compensó las emisiones de CO2 correspondientes al impacto ambiental de los servicios centrales.

Para garantizar la compensación de emisiones, aplicará la metodología internacional certificada por el sello Clean CO2, que asegura que la entidad hace una contribución a la generación de energías limpias de un volumen equivalente al impacto ambiental que genera con su actividad.

Por este motivo, CaixaBank aportará financiación al Proyecto Mariposas, situado en Chile, con el que se está construyendo una planta hidroeléctrica para generar una media de 40 gigawatios de electricidad renovable al año. La infraestructura, tal y como requieren los estándares de compensación de emisiones, está reconocido por el Verified Carbon Standard (VCS).

La entidad ha elegido este proyecto por su importancia en la reducción de emisiones de gases con efecto invernadero, ya que permitirá aumentar la cantidad de energía renovable disponible en la red eléctrica y reducir el uso de combustibles fósiles. Asimismo, el proyecto aportará beneficios a la zona donde está ubicada, que registra altas tasas de paro y pobreza, con la creación de 250 empleos durante la fase de construcción y de cinco puestos de trabajo permanentes con la puesta en marcha de la planta. Por otro lado, se beneficiarán 2.200 agricultores locales, ya que el agua utilizada para generar electricidad se usará también para el riego de los cultivos y se mejorará la organización del sistema de irrigación actual.

El apoyo al Proyecto Mariposas supone una nueva apuesta de CaixaBank por Chile. La entidad cuenta con una oficina de representación en Santiago desde el año 2013, desde la cual acompaña y ayuda a los clientes con proyectos de implantación o de desarrollo comercial en Hispanoamérica. Además de la estrategia de compensación, la entidad cuenta con una serie de medidas de lucha contra el cambio climático, como iniciativas de sensibilización ambiental entre clientes y empleados y la inclusión de criterios ambientales en productos y servicios. Entre los logros conseguidos, destaca una reducción del consumo eléctrico del 7 por ciento en 2014 respecto al año anterior y un aumento anual de las reuniones virtuales del 36 pòr ciento.

CaixaBank ha asumido el compromiso con la preservación del medio ambiente como una parte esencial de su estrategia de responsabilidad corporativa. La entidad forma parte del índice global 'The A List: CDP Climate Performance Leadership Index 2014', que incluye a las 187 compañías cotizadas de todo el mundo con la mejor estrategia corporativa frente al cambio climático, evaluadas por la ONG internacional CDP a petición de 767 inversores internacionales.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios