www.madridiario.es

TEATRO

La vuelta de Nora, en el Teatro Bellas Artes
Ampliar
La vuelta de Nora, en el Teatro Bellas Artes (Foto: Antonio Castro)

La vuelta de Nora: lo que pudo ser

lunes 06 de mayo de 2019, 10:22h
Aitana Sánchez-Gijón protagoniza en el teatro Bellas Artes el estreno de La vuelta de Nora, del dramaturgo estadounidense Lucas Hnath.

El 21 de diciembre de 1879 el dramaturgo noruego Henrik Ibsen estrenó el drama Casa de muñecas. La obra termina con la protagonista, Nora Helmer, abandonando a su maridos y sus hijos y marchándose de casa dando un portazo. Aquel portazo conmocionó a la sociedad de su tiempo y fue el arranque de una nueva etapa teatral en la que las mujeres comenzaron a tener otro protagonismo.

Lo que el escritor Hnath propone en La vuelta de Nora, es conocer qué le pasó a ella tras el abandono familiar y como reaccionaron su esposo e hijos. Nora vuelve a casa quince años después, pero no a reconciliarse sino a poner en orden una situación legal que, por ser mujer, no, termina de resolvérsele. Ha triunfado como escritora bajo seudónimo, pero sigue necesitando a su marido. En el retorno debe enfrentarse a este, a su hija pequeña y hasta su nodriza. Una situación tensa, con momentos dramáticos y con un final que Nora adivina mejor para el futuro, pero que sigue entonces siendo gris para ella y para sus contemporáneas.

El texto es brillante y excelentemente traducido por Verónica Huerta. La puesta en escena de Andrés Lima es imaginativa, ayudada por una propuesta escenográfica llena de hallazgos, como las dimensiones iniciales del decorado que nos transmiten la imagen de una casa de muñecas en las que los personajes adquieren gran dimensión. La iluminación se determina como otro elemento dramático de primer orden.

En una obra con predominio del diálogo se hace imprescindible contar con unos actores de primer orden capaces de sostener el ritmo y con un director que les vaya marcando -y controlando- la intensidad de las situaciones.

Aitana Sánchez-Gijón es la protagonista absoluta sin abandonar la escena en ningún momento. La suya es una interpretación perfectamente medida que le permite transitar con gran eficacia desde la brillantez de su reaparición como mujer triunfadora, hasta el desconcierto que le van provocando los sucesivos enfrentamientos con sus familiares y la constatación de su decisión todavía no ha cambiado casi nada en la sociedad. Roberto Enríquez, como Tolvald, el marido abandonado, refleja el impacto que supone la reaparición de su exmujer y el laberinto emocional de una situación que no sabe como manejar, apelando al victimismo para intentar que su personaje salga airoso.

Roberto y Aitana protagonizan dos encuentros de enorme intensidad y tensión. Junto a ellos aparecen Elena Rivera, como la hija, y María Isabel Díaz Lago como la anciana nodriza. Rivera ha dejado ya constancia anteriormente de que es una magnífica actriz de teatro y aquí vuelve a demostrarlo. En su gran escena frente a la madre es capaz de pasar de la frivolidad desenvuelta del encuentro a la dureza ante las pretensiones de Nora. Y uno de los aciertos del autor es dar protagonismo a la nodriza de Nora, que se hizo cargo del marido e hijos de ella tras el abandono. Un personaje que podría pasar como secundario pero que aquí se revela como fundamental para el mantenimiento de la normalidad. La interpreta María Isabel Díaz Lago, magnífica actriz cubana a la que descubrimos aquí en Las mujeres de verdad tienen curvas.

La vuelta de Nora es un espectáculo teatral redondo que eleva el nivel de la cartelera madrileña cuando la temporada comienza a ir cuesta abajo. Estará en cartel hasta el 23 de junio.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.