www.madridiario.es

Simancas afirma que Aguirre "no gobierna para la mayoría sino para ella misma"

El PP rechaza las enmiendas de totalidad de PSOE e IU al Proyecto de Ley de Presupuestos

Por MDO/E.P.
viernes 24 de noviembre de 2006, 00:00h
El Grupo Popular rechazó este jueves en la Asamblea de Madrid (por 56 votos frente a 52) las enmiendas a la totalidad presentadas por los dos grupos de la oposición (PSOE e IU) al Proyecto de Ley de Presupuestos de la Comunidad de Madrid para 2007, que ascenderá, incluyendo las empresas y organismos autónomos, a 20.556 millones de euros, un 6,6% más que el año anterior.

La consejera de Hacienda, Engracia Hidalgo, defendió ante el Pleno del Parlamento madrileño que los presupuestos del próximo año, los cuartos y últimos del Gobierno de Esperanza Aguirre en esta legislatura, siguen los principios del "gasto social, la rebaja selectiva de impuestos, el cumplimiento de los compromisos electorales, la eficiencia del gasto público y el equilibrio presupuestario". El líder de la oposición, el socialista Rafael Simancas, pidió la devolución del proyecto argumentando que "beneficia a los que llegan de sobra a fin de mes y perjudica a los que de verdad, sin frivolidades, tienen problemas para llegar a fin de mes". El portavoz de Izquierda Unida (IU), Fernando Marín, recalcó que las cuentas del Ejecutivo son las de "la deuda y la privatización".

Simancas: "Aguirre no gobierna para la mayoría"
Simancas, que asumió por cuarta vez consecutiva la portavocía de su grupo en el debate de presupuestos, aseguró que Aguirre "no gobierna para la mayoría, sino para ella misma y los intereses políticos y electorales del PP". Así se explica, según dijo, que el gasto "suntuario" en altos cargos se haya multiplicado por dos, la deuda por tres y la propaganda por cuatro.  Tras mantener que el presupuesto de 2007 rebaja en un 2% las inversiones y en 1,6 puntos el gasto social, el portavoz socialista acusó al Gobierno regional de "bajar los impuestos a los más pudientes", actuar con "falta de transparencia y de control parlamentario" y provocar "sobrecostes" en las fórmulas de financiación de los nuevos hospitales e infraestructuras del transporte.

Marín: Más recursos a la empresa privada
Marín se felicitó de que estos presupuestos sean "los últimos de un periodo oscuro" de la Comunidad de Madrid que, a su juicio, ha estado marcado "desde la repetición de las elecciones" por la "especulación urbanística". Asimismo, advirtió a Aguirre de que "más pronto o más tarde se sabrá cómo fue posible que presidiera esta comunidad". "Son los últimos presupuestos de la deuda y la privatización, del hormigón y de los atascos, de los pelotazos urbanísticos frente a los que no pueden llegar a fin de mes, de la crispación y el enfrentamiento frente al debate y la política", aseguró el portavoz de la coalición, quien se ofreció a Aguirre para realizar "una colecta entre los diputados" y así "tratar de entender cómo, con su sueldo y su patrimonio, tiene problemas para llegar a fin de mes".

Hidalgo: "Más servicios públicos y más crecimiento" 
La consejera de Hacienda, que empleó 48 minutos en exponer el proyecto y fue la única interveniente que pronunció su discurso en presencia de la presidenta regional, aseguró que las cuentas públicas elaboradas por el Gobierno madrileño "mejorarán la calidad de los servicios públicos y consolidarán el crecimiento y el desarrollo económico de la región".  Según sus cálculos, de cada 100 euros presupuestados por la Administración autonómica, 36 se destinarán a sanidad; 25 a educación; 11 a la subvención del transporte público, la construcción de infraestructuras y el desarrollo local; casi siete a servicios sociales e inmigración y más de cuatro a vivienda y medio ambiente.

Por su parte, el portavoz del PP, Antonio Beteta, calificó de "mortecino" el tono empleado por los representantes de la oposición y aprovechó su intervención para denunciar lo que denominó como el "plazamad", en referencia al "plan Zapatero para asfixiar a Madrid" que, a su juicio, se esconde en los Presupuestos Generales del Estado para el próximo año.

"El chip del siglo XIX"
En su turno de réplica, Hidalgo aseguró que todas las asociaciones de víctimas que han presentado un proyecto "tienen una subvención", al tiempo que atribuyó la deuda regional a que el Gobierno central "no movió un dedo" ante la reclasificación de la empresa Mintra. Asimismo, defendió el modelo de financiación de los hospitales y el metro, y pidió a los socialistas que "se quiten el chip del siglo XIX".

Simancas defendió la política de "colaboración con la empresa privada" pero rechazó "el mangoneo" con ella y Marín, por su parte, acusó a la Comunidad de "conveniar con quien quiere" las ayudas a las víctimas del terrorismo e insistió en la idea de que el Gobierno regional "está en manos de los promotores urbanísticos". Beteta pronosticó que el PSOE enmendará los presupuestos del Estado para construir "una vía rápida Ciempozuelos-Andorra con vuelta a Alcalá-Meco".

Una vez rechazadas las enmiendas a la totalidad, los tres grupos de la Cámara analizarán en comisión y pleno las modificaciones parciales al proyecto de presupuestos. El PSOE ha presentado 1.300 enmiendas al texto; IU, un total de 464; y el PP, 20.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios