www.madridiario.es
Guardia Civil
Ampliar
Guardia Civil (Foto: Diego Sánchez)

El líder de los acusados por el asesinato de Illescas, vinculado a Ultras Sur

martes 26 de abril de 2016, 12:56h
La Guardia Civil ha detenido en varias localidades de Madrid y Toledo a diez personas de una trama sospechosa del secuestro y asesinato de un empresario de Illescas en mayo de 2014. El cabecilla de este grupo, Óscar del Pino, es un hombre de 30 años vinculado a Ultras Sur, el grupo radical de hinchas del Real Madrid.

Los diez arrestados son españoles y cuatro de ellos tuvieron una implicación directa en el secuestro y posterior asesinato en 2014 de José Luis Vázquez Escarpa, un empresario del sector de la recuperación de metales. Las detenciones han tenido lugar en las localidades de Parla y Fuenlabrada y en la propia Illescas, Toledo.

Los presuntos responsables de los hechos han sido arrestados cuando ultimaban el secuestro y asesinato de otro empresario de la zona sur de Madrid. Además, la trama realizaba un seguimiento de sus posibles víctimas y seleccionaba a aquellas de las que tenía constancia que poseían dinero en metálico.

Los presuntos culpables de los hechos forman parte de un grupo muy conocido y temido en el mundo de la delincuencia. Según los responsables de la investigación, actuaban a cara descubierta y han salido absueltos de numerosos procedimientos judiciales por el temor de los testigos a declarar contra ellos.

En el comunicado de la Guardia Civil, se ha descrito al líder vinculado a Ultras Sur, llamado Óscar del Pino, como "un conocido sicario con antecedentes por homicidio, tenencia ilícita de armas, robo con violencia, contra la salud pública, lesiones, amenazas y extorsiones".

80.000 euros de rescate

En el caso de José Luis Vázquez Escarpa, cuyo secuestro y posterior asesinato tuvo lugar el 7 de mayo de 2014 en el polígono infustrial San Gil de Illescas, los captores obtuvieron un botín de 80.000 euros en conceptro de rescate. Tras pagar la cuantía sin conseguir la liberación de la víctima, la familia denunció los hechos ante la Guardia Civil que inició las pesquisas con la ayuda de los agentes de la Sección de Homicidios, Secuestros y Extorsiones de la Unidad Central Operativa (UCO) de este Cuerpo, en apoyo a la Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Comandancia de Toledo.

La investigación está dirigida por el Juzgado de Instrucción número seis de Illescas (Toledo), donde se continúa con la instrucción de la causa.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.