www.madridiario.es
Miki Núñez, representante de España tras su actuación.
Ampliar
Miki Núñez, representante de España tras su actuación. (Foto: Eurovision)

Holanda gana Eurovisión en una gala en la que España vuelve a quedar en los últimos puestos

domingo 19 de mayo de 2019, 01:02h

Holanda es el ganador de la 64 edición del Festival de Eurovisión con la canción Arcade, tras una gala llena de grandes actuaciones en la que España ha quedado en la 22º posición.

Holanda se ha alzado con el micrófono de cristal tras una noche llena de emociones, baladas, fuegos artificiales y canciones llenas de sentimiento en en pabellón 2 del Centro de Convenciones de Tel Aviv.

Nuestro representante, Miki Núñez, ha quedado 22º en la clasificación tras una gran actuación llena de color y de buenas vibraciones.

El concurso comenzaba como si de un aeropuerto se tratase, una pista sobre la que han aterrizado los 26 representantes de esta edición de Eurovisión bajo la atenta supervisión de Netta, ganadora del concurso en 2018.

Y sobre esta improvisada pista de aterrizaje han pasado los artistas, que han defendido sus candidaturas con diferentes puestas en escena en las que se han podido ver fuegos artificiales, hologramas, caras proyectadas y decorados imposibles como las pértigas que suspendían en el aire a la cantante australiana Kate Miller-Heidke, la tormenta que envuelve al estonio Victor Crone o el bloque de pisos sobre el que paseaba nuestro representante mientras entonaba La Venda.

Holanda gana el concurso

“Loving you is a losing game” dice el ganador de la 64 edición de Eurovisión, Duncan Laurence. Países Bajos se alza en 2019 con el micrófono de cristal tras pelear por él con Suecia con una balada con el desamor por tema principal.

Con una puesta en escena compuesta por un piano y una pequeña lámpara, Laurence se ha ganado los corazones de toda Europa y, gracias a él, el concurso se celebrará el próximo año en Holanda.

Partía como uno de los favoritos en las apuestas y, definitivamente, se ha alzado como la mejor voz del continente gracias a los votos del jurado y del público.

Los viejos conocidos del concurso vuelven

En esta edición, cantantes de otros años como Conchita Wurst, Måns Zelmerlöw, Eleni Foureira o Verka Serduchka han intercambiado sus actuaciones para animar el ‘interval act’ hasta la llegada de la diva Madonna y de la vigente campeona Netta.

Los acordes de Like a prayer levantaron al público a pesar de la estética tenebrosa que envolvía a la diva del pop, ataviada con una túnica negra y un parche en el ojo.

Un injusto puesto para La Venda

Con siete puntos del jurado y 53 del público, Miki Núñez y La Venda han quedado en la 22º posición; un puesto injusto debido a la entregada actuación del catalán, que ha llevado la rumba catalana y el ska hasta Tel Aviv.

Un año más, España es de las menos valoradas de Europa a pesar de la constancia y la entrega. La delegación española ha llevado el color y la fiesta al festival y, a pesar de no haberse visto reflejado en la clasificación, La Venda y Miki han defendido la candidatura de la mejor manera posible, convirtiendo el escenario en una auténtica verbena propia de cualquier pueblo de nuestro país en fiestas.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.