www.madridiario.es
Los baches y el pavimento deteriorado son algunos de los problemas que presenta el Anillo Verde.
Ampliar
Los baches y el pavimento deteriorado son algunos de los problemas que presenta el Anillo Verde. (Foto: Javier Bernardo)

Las tareas pendientes en el Anillo Verde, según las asociaciones ciclistas

domingo 22 de julio de 2018, 09:05h
Después de casi un año de retraso, las obras de mantenimiento y mejora del Anillo Verde comenzarán este mes de julio en los más de 60 kilómetros que conforman el carril bici y terminarán un plazo de 18 meses. A falta de conocer por donde arrancarán las obras y que áreas sufrirán más arreglos, Madridiario ha realizado un seguimiento de los puntos con mayor índice de quejas y de problemáticas según la asociación Pedalibre en el Anillo ciclista que contornea la capital.

Las obras para llevar a cabo la renovación del carril bici que rodea el casco urbano de la ciudad y que se conoce como Anillo Verde darán comienzo finalmente este mismo verano. Así lo anunció el pasado miércoles en la comisión de Desarrollo Urbano Sostenible el delegado José Manuel Calvo después de cerrar en el mes de junio la empresa adjudicataria.

El proyecto de remodelación del Anillo Verde se aprobó en Junta de Gobierno en junio del año pasado, anunciándose el inicio de las obras para ese mismo otoño. Sin embargo, "el proceso de adjudicación retrasó el inicio", según señalan fuentes del Consistorio a este digital. Ahora, retomada la iniciativa, aseguran que los trabajos arrancarán antes de que finalice este mes de junio y que se alargarán en el tiempo durante aproximadamente un año y medio. La dotación presupuestaria rondará los 8,4 millones de euros.

Las obras irán orientadas generalmente a la mejora del pavimentado y su seguridad, "la reahabilitación de los firmes de todo el Anillo, mejoras en la accesibilidad y las reparaciones de los cruces con el resto del viario urbano", tal y como han comunicado fuentes del Gobierno municipal. Los trabajos se centrarán en zonas muy deterioradas -no solo en pavimento, también en áreas de descanso-, en el alumbrado público, la señalización o el drenaje del Anillo al completo "para mejorar las condiciones de adherencia".

Desde el Ayuntamiento han destacado que se centrarán de forma prioritaria en los tramos donde se producen mayor índice de quejas e incidencias señaladas por los usuarios, sin embargo, no han especificado la ubicación exacta ni el tratamiento que se realizará.

Cruces peligrosos, alumbramiento escaso, pasos estrechos o desconexión entre tramos son algunos de los puntos con mayor reiteración de quejas. Estos problemas han sido recogidos en un informe por la Asociación Cicloturista Pedalibre. Según este documento, estos son los puntos con mayores deficiencias del Anillo Verde:

Estrechamiento en determinados pasos

En el kilómetro 25 aproximadamente, el túnel bajo las vías de Entrevías y la depuradora sufre un estrechamiento en el que "apenas entra la bicicleta", según un portavoz de la asociación. Asimismo, también resulta evidente la escasa iluminación del tramo.

Foto: Javier Bernardo

Falta de continuidad y desorientación

Es uno de los puntos que más señala el colectivo. En varios tramos a lo largo del recorrido se producen ciertos puntos de desconexión en el carril, lo que provoca que "existan cruces que se pierden y que no se sepa por donde sigue el recorrido", señala uno de los portavoces.

Desde la asociación señalan tres puntos críticos en este sentido:

  • el que va desde el kilómetro 35 al 36, en el paso por el Parque de Aluche;
  • el del kilómetro 52 al paso por Arroyo del Fresno donde "existe un cruce que desubica";
  • y el kilómetro 12n en el barrio de Las Rosas, "de los más graves de todos", que pertenece a la zona del estadio Wanda Metropolitano, con "un salto de 300 metros que corta el anillo".

Foto: Javier Bernardo

Falta de paso para bicicletas

Los miembros del colectivo señalan que en el punto concreto de la Avenida de los Poblados (Km 35), no existe "paso para bicicletas en el cruce", el cual está solventado "con señales de 'desmontar para cruzar', algo del todo inapropiado en una infraestructura ciclista", señalan.

Foto: Javier Bernardo

Baches y un firme deficiente

Los usuarios también señalan que en caso de lluvia hay tramos donde el carril es resbaladizo, como por ejemplo el tramo que corresponde al Barrio de San Lorenzo.

Foto: Javier Bernardo

Conflicto con los peatones

Es el caso de lo que sucede en el tramo del Parque Lineal de Palomeras (km 21). En concreto, la bajada de Vallecas hacia la Avenida de la Albufera y hacia la Avenida de Buenos Aires ya que "transcurre junto a la acera y paralelo a un parque, lo que hace que muchos peatones crucen". Los ciclistas se quejan que, "a pesar de tener una limitación a 10 kilómetros por hora, es un punto un tanto delicado". Añaden que también influye "la arenilla que suele depositarse en la vía ciclista".

Diseño deficiente con bajadas y subidas pronunciadas y curvas demasiado cerradas sin visibilidad

Aquí señalan dos puntos especialmente problemáticos:

  • el tramo paralelo a la calle Arroyo Fontarrón (Moratalaz, cerca de Puente de Vallecas, entre la A-3 y la calle Hacienda de Pavones);
  • entre los puntos kilométricos 24.1 y 24.2, en paralelo a la M-30, frente al polideportivo Playa de Madrid/piscina Puerta de Hierro; se trata de "una rampa en una zona muy estrecha con curva muy pronunciada y sin visibilidad por la valla en un lado y un árbol en otro", afirman.
  • el túnel bajo Chamartín, "un punto con fuerte pendiente y que, hasta hace poco, utilizaban algunos coches como atajo".
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.