www.madridiario.es

Quedó ciega tras una operación de laringe

jueves 07 de marzo de 2013, 00:00h
El Tribunal Superior de Justicia de Madrid ha condenado con 465.000 euros al Servicio Madrileño de Salud (SERMAS) por dejar prácticamente ciega a una mujer de 46 años tras ser intervenida de un tumor en la laringe.
Así consta en una sentencia fechada el 4 de febrero, en la que la Sala novena
de lo Contencioso-Administrativo del TSJM estima el recurso presentado por la paciente, asistida por la Asociación El Defensor del Paciente. La mujer recurrió la desestimación de la reclamación patrimonial que interpuso por los hechos denunciados.

"Tengo muchas limitaciones a causa de la ceguera que me dejaron. No puedo ni ver la cara de mis nietos", ha destacado la afectada en una rueda de prensa acompañada por la presidenta de la asociación Carmen Flores. "Desgraciadamente este tipo de casos son cada vez más habituales", ha denunciado Flores.

La mujer ha relatado que el 27 de marzo de 2008 fue operada de una tumoración de laringe. "A los dos días comencé a no ver de un ojo, pero nadie pasó a ver qué pasaba. Al día siguiente, no veía de ninguno. Me dijeron que podía haber influido el hecho que fumara. Pero finalmente me dijeron que fue por la bajada de tensión y pérdida de sangre que sufrí durante la operación", ha señalado.

Tras perder la visión, tuvo que ir a la ONCE para aprender a manejarse con un bastón y aprender muchas otras cosas de su nueva vida "limitada" a causa de esta negligencia médica.

En la sentencia, se expone que la paciente presentó durante la operación "una importante bajada de tensión y una bajada de los valores de hemoglobina". Al día siguiente, "presentaba ya al menos la disminución visual del ojo derecho". La Sala señala que la mujer debió ser sometida a un tratamiento urgente ante los síntomas que presentó durante la intervención. Así, destaca que ello hubiera "paliado los daños neurológicos que actualmente sufre".
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios