www.madridiario.es

El complejo fue inaugurado por Esperaza Aguirre y Santiago Fisas

La Comunidad agrupa en un sólo edificio las sedes de 23 federaciones deportivas madrileñas

Por MDO/E.P.
viernes 17 de noviembre de 2006, 00:00h
Un edificio con forma de barco, situado en el distrito de Fuencarral de la capital, es desde este viernes sede común de 23 federaciones deportivas de la Comunidad de Madrid a las que el Gobierno regional cede gratuitamente el uso de las instalaciones, de forma que se ahorrarán el alquiler y sólo deberán costear los gastos corrientes. El complejo, que ha sido reformado para albergar este nuevo uso gracias a una inversión del Ejecutivo autonómico de 3,7 millones de euros, fue inaugurado este viernes por la presidenta regional, Esperanza Aguirre, y el consejero de Cultura y Deportes, Santiago Fisas.

Al acto asistieron también el presidente del Comité Olímpico Español (COE), Alejandro Blanco, y los arquitectos encargados de proyectar y reacondicionar el edificio, Sebastián Araujo y Jaime Nadal. Tras hacer entrega a los presidentes de cada una de 23 las federaciones deportivas de las llaves de sus respectivas oficinas, Aguirre aseguró que este proyecto se enmarca en su compromiso de dar un "apoyo decidido" al deporte, lo que se ha traducido en "multiplicar por tres" el presupuesto a este ámbito, y ha dado satisfacción a una "demanda de muchos años" por parte de las federaciones deportivas madrileñas.

En este sentido, dijo que si Madrid está "a la vanguardia en lo económico, lo social y lo cultural", también debe estarlo en el campo deportivo. "Y no es que le falten deportistas, pero a veces le faltan los medios para impulsarles, ya sean de elite o de base", advirtió Aguirre, deseosa de atraer a la región las mejores competiciones deportivas de elite y de aumentar "las posibilidades de práctica deportiva" para todos los ciudadanos, independientemente de su "edad y condición".

La presidenta autonómica auguró además que el dinero que se ahorrarán estas 23 federaciones deportivas por no tener que pagar alquiler "se va a traducir en mayores y mejores oportunidades para la práctica deportiva de todos los madrileños". Aguirre señaló que si otras federaciones autonómicas no se han trasladado al edificio 'El Barco' es "porque están mejor instaladas aún" en otro sitio, como es el caso, por ejemplo, de la de hockey, con sede en su propio centro de tecnificación.

Por su parte, el consejero de Cultura y Deportes dijo que 17 de las 23 entidades beneficiadas estaban antes en el estadio de La Peineta y recordó que crear esta Casa de las Federaciones fue un compromiso que Esperanza Aguirre adquirió en campaña electoral. Fisas defendió que las federaciones deportivas "deben tener un lugar digno donde poder desarrollar su actividad" y confió en que el ahorro en el pago de alquileres "pueda dedicarse a la promoción del deporte".

En nombre de las 23 federaciones deportivas agrupadas en 'El Barco' tomó la palabra el presidente de la de Baloncesto, Juan Martín Caño, quien agradeció el "esfuerzo" dedicado por parte del Gobierno regional para lograr "un mejor desarrollo y gestión del deporte madrileño", un apoyo que viene a poner fin, según dijo, a "una travesía por el desierto con escasa atención al deporte".

56 despachos y espacios comunes
Son 3.150 metros cuadrados de oficinas, repartidos en nueve plantas, los cedidos a las federaciones deportivas madrileñas de Actividades subacuáticas, Automovilismo, Bádminton, Baloncesto, Balonmano, Béisbol y sófbol, Bolos, Caza, Ciclismo, Colombofilia, Deportes de invierno, Discapacitados intelectuales, Espeleología, Halterofilia, Luchas Asociadas, Montañismo, Pelota, Remo, Salvamento y socorrismo, Squash, Taekwondo, Triatlón y Vela.

El edificio fue Premio de Arquitectura de Madrid en 1996 y su planta baja, de uso compartido, cuenta con un control de acceso, un directorio general, tres aulas y una sala de juntas -susceptibles de convertirse en dos salones de actos- así como una biblioteca con nueve puestos de conexión a Internet. De la planta primera a la octava se han habilitado 56 despachos (siete por planta) con superficies útiles que oscilan entre los 21 y 56 metros cuadrados. En el diseño de las nuevas instalaciones se ha cuidado especialmente la supresión de barreras arquitectónicas para facilitar el acceso y la circulación interior de personas discapacitadas

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios