www.madridiario.es

'La Venus de las pieles' es Clara Lago

miércoles 07 de mayo de 2014, 08:10h
Llega a las Naves del Español una versión teatral de la novela "La Venus de las pieles", llevada también al cine recientemente por Román Polanski. La versión actual es de David Serrano, que también se encarga de la dirección.
  • La actriz Clara Lago

    La actriz Clara Lago
    Antonio Castro

  • Los actores Clara Lago y Diego Martín

    Los actores Clara Lago y Diego Martín
    Antonio Castro

  • Los actores Clara Lago y Diego Martín

    Los actores Clara Lago y Diego Martín
    Antonio Castro

  • Los actores Clara Lago y Diego Martín

    Los actores Clara Lago y Diego Martín
    Antonio Castro

Curiosamente hace casi cuarenta años -abril de 1976- se estrenó en Madrid una primera adaptación escénica de la novela, aunque para un escenario reducido y circunstancial. Fue iniciativa de Concha Llorca, pionera del café teatro, que se trajo de París al director Pierre Marchou para el proyecto. 'La Venus de las pieles' se presentó en un local de la calle Goya que se llamó El Camarote. Luisa María Payán y Paco Benlloch fueron los protagonistas del modesto montaje, que permaneció en cartel varias semanas. Siguiendo entonces la propuesta de París se incluía un monólogo de Dumas titulado 'Si las mujeres mandasen'. Ni del director ni de la sala volvió a saberse tras esa propuesta.

Ahora se presenta a lo grande con dos actores muy populares: Clara Lago y Diego Martín. La primera triunfa en la gran pantalla desde hace semanas con 'Ocho apellidos vascos'. Este va a ser su bautizo teatral como profesional. Diego, por su parte, tiene en su currículo algunas de las series de televisión más populares. Actualmente aparece en "Galerías Velvet".

'La Venus de las pieles' es una comedia con tintes de suspense. Un director, Diego del Pino, busca desesperadamente actriz para protagonizar su nuevo montaje. Cuando ya desconfía de encontrarla se presenta Vanda, totalmente alejada de los perfiles que busca el director. Pero entre ambos comienza a desarrollarse una retorcida relación sado-masoquista. Todo transcurre en el escenario del teatro donde se prepara la producción, entre telones medio caídos y un destartalado atrezo. Vanda consigue colocar a Diego ante sus fantasmas personales, ante sus inclinaciones sexuales. Al final será el espectador quien deba deducir el papel que cada uno de los dos protagonistas adopta en la historia.

El montaje estará en cartel hasta el 15 de junio.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios