www.madridiario.es
Golfista
Golfista

Ecologistas asegura que el campo de golf de San Martín de la Vega eliminará 3.800 olivos

jueves 07 de noviembre de 2013, 12:46h
La Federación Madrileña de Golf junto con el Ayuntamiento de San Martín de la Vega proyectan la construcción de un campo de golf que eliminará un olivar bien conservado situado en una finca propiedad municipal. Esta finca actualmente es incompatible con la actividad del golf, según las normas urbanísticas vigentes. Al margen de los abusivos consumos de agua de la instalación, el proyecto tendrá más que probables impactos negativos en humedales del Parque Regional del Sureste.
Los colectivos ARBA, Asociación Ecologista del Jarama El Soto, Ecologistas en Acción , Grama y Jarama Vivo han mostrado su rechazo a la construcción de un campo de golf en San martín de la Vega porque "eliminará un olivar bien conservado situado en una finca propiedad municipal".

En una finca de 60 hectáreas junto al Parque de la Warner, el Ayuntamiento de San Martín junto con la Federación Madrileña prevén la construcción de una nueva instalación de golf, que contará con un campo de 18 hoyos y otro de 9, pitch and putt. Los terrenos elegidos constan de un olivar con 3.860 pies, sobre el que se situarán las calles de juego.

"Además de la eliminación de esta masa arbórea, el proyecto no somete al olivar a lo marcado por la ley 8/2005 de protección del arbolado urbano de la Comunidad de Madrid. Según esta ley en caso de ser talado un árbol situado en terreno urbano -tal y como es el caso- deberán reponerse tantos árboles adultos de la misma especie como años tuvieran los mismos", han indicado los ecologistas.

Asimismo, critican que el proyecto presentado prevé un consumo de 317.000 m3/año de agua, "y consumo real es posible que se vaya a casi 440.000 m3/año, el equivalente al consumo de 8.371 personas durante un año".

En lo referente a los impactos directos sobre el medio, las entidades ecologistas consideran que el campo de golf no prevé tener una red de drenaje en toda la superficie que aisle hídricamente la instalación.

"De esta manera parte de los aguas cargadas de fertilizantes y fitosanitarios es posible que terminen en el cercano embalse de Gózquez, humedal de gran valor dentro del Parque Regional del Sureste y que presenta la mejor zona de cría de sapo común de la región, especie altamente sensible a la presencia de contaminantes en el agua", denuncian.

Por todo ello, los colectivos ARBA, Asociación Ecologista del Jarama El Soto, Ecologistas en Acción, Grama y Jarama Vivo han presentado alegaciones al Estudio de Impacto Ambiental del campo de golf, solicitando a la Dirección General de Evaluación Ambiental que no autorice el proyecto "por los daños ambientales y por las deficiencias que presenta".
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.