www.madridiario.es
Enrique Abuín Gey 'El Chicle', asesino confeso de Diana Quer.
Ampliar
Enrique Abuín Gey 'El Chicle', asesino confeso de Diana Quer. (Foto: Europa Press)

Tensión y emotividad en el juicio contra 'El Chicle' por el asesinato de Diana Quer

martes 12 de noviembre de 2019, 18:20h

El juicio a José Enrique Abuín 'El Chicle' por el asesinato de Diana Quer ha arrancado este martes en los juzgados de Santiago con momentos de tensión, emotividad y distintas versiones del asesinato de la joven madrileña. Para la abogada del acusado, Fernanda Álvarez, es el caso "más difícil" de su"carrera profesional". Así lo ha detallado la letrada antes del comienzo de la primera sesión del juicio, a lo que ha añadido que debe enfrentarse a "una condena social" contra 'El Chicle' que ha derivado en un "linchamiento".

Álvarez, del turno de oficio, ha pedido al juzgado que tome sus decisiones "en virtud de las pruebas" y de forma "racional", para "extremar las garantías constitucionales", algo que "no se ha hecho" en este caso por ser "extremadamente mediático".

"Se ha sembrado una percepción social de que El Chicle es un depredador sexual", ha dicho la letrada, que ha advertido de que los jurados "no vienen de Plutón" y, por tanto, "la defensa se va a desarrollar en una atmósfera hostil".

"Me siento como un cirujano que tiene que operar a corazón abierto en una sala de quirófano y con un instrumental que no ha sido esterilizado", ha destacado Álvarez Pérez, para quien "la justicia, para ser justicia, tiene que ser aséptica". "Porque, si no, estamos hablando de un linchamiento", ha añadido.

"Escenario propio de una película de terror"

Asimismo, el Ministerio Fiscal ha abierto la primera sesión del juicio contra Enrique Abuín describiendo como "un escenario propio de una película de terror" lo ocurrido el 22 de agosto de 2016 en la nave abandonada de Asados donde, sostiene, el acusado asesinó a la joven madrileña tras secuestrarla.

Tras la lectura de los escritos de acusación y defensa, la fiscal ha defendido ante el jurado popular y ante el acusado, que ha permanecido serio y con la mirada baja, las pruebas que, según su criterio, determinan que Enrique Abuín cometió los delitos de asesinato, agresión sexual y detención ilegal.

Para la representante del Ministerio Público, 'El Chicle' desarrolló con Diana un "modus operandi" para "violarla, asesinarla y esconder su cadáver, tirándolo a un pozo", encerrándola previamente en el maletero de su vehículo "durante al menos 25 minutos" y privándola de su teléfono móvil, que arrojó al mar por un puente.

Entre las pruebas que ha destacado Fiscalía está la grabación del coche de Enrique Abuín "saliendo a toda velocidad" de Rianxo o la ubicación del móvil del acusado "en el mismo lugar y el mismo tiempo" que el de Diana.

Al mismo tiempo, ha avalado la existencia de una agresión sexual indicando que el cuerpo de Diana Quer apareció dentro del pozo desnudo, boca abajo y "lastrado" con bloques de cemento, víctima de "un estrangulamiento con rotura del hueso ioides", compatible "con el uso de una brida".

En esta misma línea ha profundizado la acusación particular, que ha afirmado que es un hecho "irrefutable" que se trata de "un crimen sexual". "La realidad es muy tozuda, y no encaja", ha dicho el letrado de los padres de Diana Quer, Ricardo Pérez Lama. "Para qué detiene a Diana si no es para atentar contra su libertad sexual?", ha añadido.

El letrado de la acusación ha rechazado que Enrique Abuín colaborase con la justicia y le ha acusado de construir su testimonio para explicar las pruebas. "Entiendo que ni todos los artificios legales existentes en el orden jurídico pueden ocultar una certeza: acechó a Diana, la metió en su coche, la trasladó a la parroquia de Asados a un almacén aislado y allí la agredió sexualmente y la mató. Así de crudo", ha sentenciado.

Abuín defiende que el homicidio fue accidental

Por su parte, José Enrique Abuín ha sido interrogado por la fiscal y ha asegurado que Diana Quer lo sorprendió en A Pobra mientras robaba gasóleo de un camión y que la "confundió" con una feriante. Por ello, el acusado ha mencionado que tuvo "miedo" de que le "delatara", pero ha sostenido que el homicidio fue accidental: "Mi intención no era matarla".

Ante el jurado popular, en la primera sesión del juicio por el asesinato de la joven madrileña, 'El Chicle' ha asegurado que esa noche salió a robar gasóleo y que se encontró con la joven, que regresaba a casa tras asistir a las fiestas de la localidad, cuando portaba dos garrafas.

Ya que tenía antecedentes por narcotráfico y estaba pendiente de entrar en prisión si volvía a delinquir, Enrique Abuín ha afirmado que tuvo "miedo" a que la joven le "delatase" y "tener problemas con los gitanos", ya que la confundió con uno de los "feriantes".

Por ello, le "echó la mano derecha al cuello" y la cogió por detrás con la izquierda, sin "darse cuenta de la presión que hacía". "Cuando me di cuenta, no se movía, la golpee en la cara dos veces, pero no se movía. Mi intención no era matarla", ha añadido.

En todo caso, ha negado que metiese a Diana por la fuerza, aún viva, en su coche, que le quitase el móvil o que tuviese otra intención que el robo, admitiendo que, en todo caso, no avisó a la Policía al ver que no se movía. "Sé que lo hice mal, pero lo hice así", ha añadido.

Su idea inicial, deshacerse del cuerpo en la ría

Una vez introducido el cuerpo de Diana Quer en su coche, 'El Chicle' ha apuntado que su idea inicial era deshacerse del cuerpo de la joven tirándolo "en la ría", pero que decidió no hacerlo porque "había gente en el muelle".

A preguntas de Fiscalía, 'El Chicle' ha asegurado que creyó que Diana Quer estaba muerta cuando la "agarró por el cuello", por lo que la metió en el coche con la intención de "dejar el cuerpo en la ría".

Para ello, ha sostenido, paró el vehículo en el que viajaba cuando pasaba por el puente de Taragoña, desde donde tiró el teléfono móvil. "Arrojé primero el móvil, y luego vi la gente", ha dicho, tras lo que ha sostenido que decidió dirigirse entonces a una nave abandonada de Rianxo que conocía con anterioridad para deshacerse allí del cuerpo.

"Seguí con el cuerpo en el coche y se me dio por ahí, me acordé de la nave y la llevé", ha dicho El Chicle, que ha admitido que creció en la zona de Asados, en la que residen sus padres, y que había estado en otras ocasiones en la nave.

Niega la violación

Una vez en este lugar, sacó el cuerpo "del asiento trasero" del coche y le quitó la ropa, a excepción de la interior, por si pudiese haber "algún resto del coche", ha dicho Enrique Abuín, que ha negado que violase o matase allí a la víctima.

En la nave abandonada, ha narrado, sujetó el cadáver de Diana Quer por las axilas, la sentó en el pozo y la introdujo en él. Al percatarse de que flotaba, decidió "coger dos bloques de la nave" y "un cable" eléctrico y trató de lastrarlo, aunque "el cuerpo quedó flotando igual". A preguntas de la fiscal, ha negado que volviese posteriormente a lastrar mejor el cadáver.

Por otra parte, Enrique Abuín ha asegurado que fue él el que pidió a su mujer que le diese una coartada para esa noche y que "dijera que ella estaba" con él. "Ella sabía que había salido por gasóleo y le dije que, como estaban muy encima y preguntando seguido, que dijera que ella estaba conmigo", ha narrado.

Asimismo, se ha negado a contestar preguntas sobre la agresión en Boiro que desencadenó su detención y por la que fue condenado por agresión sexual y ha dicho no recordar si en otras ocasiones llamó la atención de una joven con la frase 'Rubia, ven aquí'.

'El Chicle' ha asegurado que, en un primer momento, dijo que había atropellado accidentalmente a Diana Quer porque se lo sugirieron los agentes que lo detuvieron "bajo presión", tras asegurarle que "no iba a volver a ver" a su hija "nunca más". "Lo del atropello me lo dijeron ellos", ha añadido.

La madre de Diana interpela a 'El Chicle'

Visiblemente afectada y entre lágrimas, Diana López-Pinel ha recordado a su hija Diana y el día de su desaparición, en el que se alarmó al no encontrarla en su casa por la mañana. "A las ocho y media yo ya sabía que algo malo había pasado", ha destacado.

Lo ha hecho en la comparecencia como testigo, que ha estado claramente marcada por la tensión. Ya de inicio, con su exmarido, con el que no ha querido coincidir en los pasillos del edificio judicial, por lo que ha abandonado el recinto durante un par de horas.

Una vez en la sala, como ya hizo fuera ante los medios de comunicación, ha querido dejar constancia de que llega al juicio por el asesinato de su hija "en blanco", dado que el letrado de la acusación, que representa también a Juan Carlos Quer, "no ha entregado ninguna documentación". El presidente del tribunal, Ángel Pantín, ha interrumpido la reclamación de la testigo, alegando que los problemas privados con su abogado no eran pertinentes.

Durante su declaración, López-Pinel ha mirado en varias ocasiones al Chicle, que ha seguido la intervención con la cabeza baja e inexpresivo, y ha llegado a interpelarlo a la hora de indicar que su hija era "muy frágil". "Eso lo sabrá el asesino, ¿verdad, chiquilín?", ha soltado. Finalmente, tras la finalización de la sesión, y cuando abandonaba la sala, ha tratado de acercarse al autor confeso de la muerte de su hija, una interacción que han impedido varias personas presentes.

"Un ángel"

Entre lágrimas, Diana López-Pinel ha contado que su hija era "una niña bondadosa" y "un ángel", que se comportaba de una forma "prudente" y era "muy miedosa". Aunque "iba al gimnasio", ha dicho que "era muy frágil".

La noche de su desaparición, ha recordado, bajó de su habitación "toda vestida de blanco", aunque posteriormente se cambió de ropa, por lo que no ha podido precisar si llevaba unos pantalones rosa, aunque sí ha afirmado que eran cortos. Aunque portaba un bolso, "no llevaba DNI ni cartera", que fue localizada en su domicilio.

La desaparición y asesinato de Diana, ha explicado, la llevó a ella y a su hija Valeria --"no me voy a referir al señor Quer"-- a la "depresión" y a varios ingresos. "No me morí de milagro, de pena", ha subrayado.

"No deseo a nadie que pase por el dolor que hemos tenido que pasar nosotros, ni al peor del mundo", ha dicho la madre de la víctima, que ha explicado que lo sucedido es "la peor situación que se le puede presentar a una madre".

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.