www.madridiario.es
    15 de diciembre de 2019

Efectos

Como cada año, la madrugada del domingo 25 de marzo nos sometemos al primer cambio horario: a las 02:00 serán las 03:00. Con este ajuste, dejamos atrás el horario invernal y nos adaptamos al de verano. Sobre el papel, la idea es aprovechar mejor las horas de luz solar y consumir menos electricidad. Sin embargo, este cambio también implica afecciones sobre los ritmos de vida de las personas.

Durante la madrugada del domingo 26 de marzo tendremos que adelantar una hora el reloj: a las 02:00 serán las 03:00. Con este ajuste despedimos el horario de invierno, vigente desde el pasado 20 de octubre, y damos la bienvenida al nuevo horario de verano y a los días con más luz.
  • 1