www.madridiario.es
Enfermeros, pacientes y pensionistas ven arriesgado pasar a la fase 1
Ampliar
(Foto: Chema Barroso)

Enfermeros, pacientes y pensionistas ven arriesgado pasar a la fase 1

viernes 08 de mayo de 2020, 12:36h

El Colegio Oficial de Enfermería de Madrid (CODEM) ha manifestado este viernes en un comunicado que "aunque Madrid cumpla con los criterios cuantitativos e imprescindibles especificados en el BOE publicado el 3 de mayo", consideran "precipitado y arriesgado pasar a la fase 1 y no seguir con un control efectivo de la pandemia".

"No disponemos de información específica, dado que no se están practicando los test a toda la ciudadanía", apunta la institución, que alude a "la hecatombe sanitaria" vivida en la Comunidad de Madrid, "cuyas consecuencias han sido de extraordinaria gravedad para la ciudadanía, el sistema sanitario y los profesionales".

El CODEM ha recordado que pasar a la fase 1 implica, entre otras medidas, permitir reuniones de hasta 10 personas, abrir terrazas, hoteles y mercados al aire libre, así como acudir a espectáculos y museos con un tercio de aforo.

"Dada la afluencia de ciudadanos que se ve por las calles de Madrid desde el pasado fin de semana, aun cumpliendo con los horarios establecidos, desde el CODEM queremos alertar, tanto a la ciudadanía, como a las autoridades sanitarias, de la necesidad de asumir el proceso de desescalada con la máxima prudencia", ha exhortado.

Desde el Colegio de Enfermería reclaman a los gobernantes, "prudencia, respeto y serenidad y sobre todo que no se tomen medidas precipitadas".

Coordinadora de Pensionistas dice que es "un camino peligroso que conduce a más muerte"

Por su lado, la Coordinadora de Pensionistas de Madrid ha pedido no pasar ya a la fase 1 del plan de desescalada de la crisis del coronavirus y ha exigido a la Comunidad de Madrid "que defienda los intereses de la ciudadanía, y asuma que la región no está en condiciones para iniciar un camino peligroso que nos conduzca a más muerte y destrucción social".

"Las personas que trabajan la sanidad pública y los servicios sociales extenuados, las residencias de mayores y con discapacidad sin medicalizar y con medios precarios. Hay decisiones erráticas y sin fundamento científico y social, que afectan a miles de personas en riesgo, niñas y niños, miles de familias en peligro de exclusión social sometidos a las decisiones de capricho de los necropolíticos irresponsables, que no atenúan las causas del Covid-19", han señalado.

Por eso, la coordinadora ha preguntado al Ejecutivo autonómico qué intereses les mueven para "no pensar en esas miles de personas y de familias". "Las decisiones que no se basan en la ciencia en una crisis sanitaria de pandemia son de muerte y destrucción. Su incompetencia política no puede aumentar el riesgo de la población madrileña, sobre todo de los mayores y discapacitados funcionales", han añadido.

Por eso, este colectivo de pensionistas madrileños les ha pedido que utilicen al menos el sentido común, apliquen medidas de cultura social y cambio de costumbres y den un tiempo razonable para que sean asumidas por la ciudadanía. "Es su responsabilidad política y moral, no nos condenen a la desaparición física y moral, recapaciten", trasladan a la Comunidad.

A la ciudadanía también hacen un llamamiento para "no seguir ejemplos malignos y comportamientos nefastos. "Está en juego la salud y la vida, respetemos la distancia física, que no social, protejamos nuestras vidas y a la ciudadanía", concluyen en un comunicado.

Los pacientes también muestran su preocupación

Por su parte, la presidenta de la Plataforma de Organizaciones de Pacientes (POP), Carina Escobar, ha mostrado su preocupación por que comunidades autónomas como Madrid, que aún tienen un importante número de muertes y casos diarios, pase a la fase 1 de desescalada.

"Desde la POP estamos preocupados por las CCAA de más riesgo, como la Comunidad de Madrid, que ha solicitado pasar a la fase 1 del plan de desescalada. Las personas más vulnerables, con enfermedades crónicas y potencialmente graves que estamos viendo como nuestras pruebas se retrasan y estamos empeorando en casa y estamos padeciendo esta crisis nos sentimos invisibles antes estas decisiones políticas que están impactando en nuestra salud", ha comentado Escobar en declaraciones a Europa Press.

Escobar resalta que les "preocupa" el retraso que se puede producir en el diagnóstico de enfermedades graves. "Si hay un rebrote esta situación se alargaría de nuevo, con el coste en salud que eso podría suponer", ha esgrimido.

"Creemos que ante todo debe prevalecer la salud de los ciudadanos y la protección de los profesionales, con los equipos suficientes, y los test necesarios para el control de la enfermedad. El esfuerzo realizado por los profesionales sanitarios durante esta dura crisis debe tenerse en cuenta y reforzarse al máximo para que la asistencia pueda realizarse en buenas condiciones", ha añadido.

La presidenta del POP ha advertido de que la Atención Primaria "sigue desbordada". "Debemos ser capaces de potenciarla con los recursos suficientes para hacer frente a esta situación, algo que de momento no se ha asegurado", ha agregado.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios