www.madridiario.es
Sede provisional del Tribuna de Cuentas en la calle Ortega y Gasset,100
Ampliar
Sede provisional del Tribuna de Cuentas en la calle Ortega y Gasset,100 (Foto: Tribunal de Cuentas)

Los trabajadores del Tribunal de Cuentas, en pie de guerra

lunes 08 de febrero de 2016, 09:51h

Trabajadores del Tribunal de Cuentas se quejan de las "malas condiciones de trabajo" que tienen en el edificio al que ha sido trasladados mientras se acometen las obras en el de la calle Fuencarral. Poco espacio, calor excesivo y concentración de personal en las entradas y salidas son algunas de las quejas que han trasladado a Madridiario.

"Estamos hacinados en pasillos largos separados por armarios y muebles". Así transcurre el día a día, según los trabajadores del Tribunal de Cuentas, desde que llegaron al edificio de la calle Ortega y Gasset,100, en pleno barrio de Salamanca. Propiedad de la inmobiliaria Colonial del Grupo Villar Mir, estuvo ocupado entre 2003 y 2015 por la concejalía de Asuntos Sociales, dirigida durante ocho años por Ana Botella, que fue quien decidió abandonar este edificio al poco de hacerse cargo de la Alcaldía. La nueva ubicación no convence a los empleados que ven el edificio "pequeño" para tanto personal y su diseño, denominado como 'praderas' por ser espacios abiertos, consideran que no es la mejor solución para el tipo de trabajo que desarrollan.

Este edificio tiene una superficie de 7.762 metros cuadrados con seis plantas para 545 trabajadores -cuando estaba la concejalía eran 527 puestos de trabajo-. El Ayuntamiento pagó más de tres millones de euros por unas obras de acondicionamiento antes de ocuparlo y pagó por el alquiler 11,4 millones de euros entre 2004 y 2008, año en el que renovó el contrato por un precio anual de casi 3,5 millones.

Durante al menos dos años, el Tribunal de Cuentas estará en esta ubicación pagando de alquiler unos 150.000 euros al mes. "Un alquiler muy caro teniendo en cuenta que la función de este tribunal es el control de los gastos y fondos públicos", apunta José Rodríguez, secretario general de UGT en el Tribunal de Cuentas. Sin embargo, desde el Tribunal explican que este edificio pertenece a Patrimonio y "no disponían de otro que pudiese asumir el traslado mientras duren las obras" y además, añaden, "es un traslado temporal".

"Tenemos una situación lamentable para trabajar", explica a Madridiario una trabajadora. Lo peor, asegura, son los tornos de entrada. "Funcionan mal y nos acumulamos todos a la misma hora", añade. Los sindicatos se unen a estas quejas y no entienden la "imposición" de pasar por los tornos teniendo en cuenta que, aseguran, "ningún órgano institucional utiliza este sistema" y solo provoca "agolpamientos" en la entrada y salida en las horas del desayuno y la comida.

Los ascensores, cuenta Rodríguez, forman parte también se sus reivindicaciones. Son "insuficientes" y se producen "bloqueos" en las escaleras y pasillos por la acumulación de personal lo que lleva a vivir "situaciones de inseguridad", relata. El acceso al garaje donde tienen alquiladas plazas algunos trabajadores también se ha convertido en un punto incómodo para los empleados. "Solo tienen acceso los consejeros, el resto, después de aparcar, tenemos que salir a la calle para entrar para acceder al edificio", explican. Fuentes del Tribunal de Cuentas reiteran que no se puede acceder directamente por "razones de seguridad que se rigen por el Plan de Seguridad de la Policía Nacional porque los aparcamientos están dentro de una finca que pertenece a una comunidad de propietarios".

Por otro lado, sindicatos y trabajadores insisten en que no pueden trabajar en un ambiente con "concentraciones elevadas de CO2 superando en ocaciones los 29 grados". Al tratarse de un edificio inteligente, no se pueden abrir las ventanas para ventilar. Además, añade un trabajador, las moquetas tienen presencia en todo el edificio y "pueden provocar episodios de alergias".

Desde UGT intentarán negociar nuevas fórmulas para que la estancia en este edificio sea más cómodo para todos. Si no consiguen soluciones, iniciarán un periodo de lucha tanto por las vías legales como acciones de protesta que haga visibles estas reivindicaciones.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios