www.madridiario.es
Ronda se impone como destino turístico

Ronda se impone como destino turístico

miércoles 19 de agosto de 2020, 12:52h
La localidad malagueña aumenta sus visitantes respecto a julio y se consolida como una de las mejores opciones nacionales para una escapada.

La crisis sanitaria ocasionada a nivel mundial por el coronavirus ha cambiado la realidad a la hora de viajar. El escenario que encontramos tiene poco que ver con el de años anteriores, siendo la industria del turismo uno de los más acusados. Los planes se han alterado, pero el sector se ha vuelto a reactivar y los españoles se han visto con la necesidad de “acercarse a casa”.

El 2020 se caracteriza por la apuesta por lo patrio, ante las restricciones impuestas por el turismo internacional y la consecuente disminución de los viajes debido a la pandemia.

Priman la cercanía, la menor masificación y la seguridad. El turismo nacional es la principal apuesta de viaje.

En un nuevo panorama vacacional, Ronda aventaja como destino turístico. Según ha anunciado la Oficina de Turismo de la localidad, durante la primera quincena de agosto prácticamente rozando la cifra alcanzada en el mes de julio. Este bello rincón andaluz con aroma a viaje romántico se ha convertido en uno de los lugares nacionales más solicitados este año reafirma Vipealo, la novedosa plataforma online de viajes que ofrece tours y excursiones guiadas. Pero, ¿a qué se debe este crecimiento en el interés de los españoles por esta ciudad malagueña?

Un rincón con alma romántica

Aún quedan en España algunas ciudades en las que el tiempo no existe, donde aún podemos encontrar las calles, las plazas, los palacios y los miradores como si no se hubiesen alterado. Ronda es una de esas donde los viajeros románticos llegaron al sur en el siglo XIX. Allí aún se aprecia esa alma que llenó las estampas de pintores extranjeros y los párrafos de cuadernos de reputados escritores como Lorca, Alberti o Hemingway.

Ronda tiene encanto pero también da vértigo. El imponente Puente Nuevo, en el Tajo de Ronda, que parte la localidad en dos te quita la respiración. Encontramos un bello enclave situado estratégicamente, rodeado de montañas y asentado sobre un barranco de casi cien metros de profundidad. Ronda mezcla siglos de historia, desde los celtas a los cristianos, pasando por los romanos y los árabes. Todas estas culturas han dejado huella en las costumbres y arquitectura del lugar. Cada rincón de cada calle o edificio tiene una historia o leyenda que contar.

Por ello, el free tour de Ronda se posiciona como uno de los tours más demandados este verano. Una excursión por la ciudad milenaria que ayuda conocer su historia y cultura mientras se descubre algunos de sus rincones como el Puente Nuevo, las murallas árabes, la Iglesia de Santa María la Mayor, el Mirador de Aldehuela, la Casa del Gigante o los baños árabes.

El broche final de la visita a Ronda es su atardecer. El momento sublime es la aparición de las anaranjadas luces de la noche desde el fondo del Tajo. El puente Nuevo y el casco antiguo de Ronda quedan bajo la tenue luz del ocaso. El poeta Luis Cernuda ya hablaba de los atardeceres en Ronda como de algo idílico. Y no le faltaba razón.

La Ronda más goyesca

Amante o no del espectáculo taurino, la plaza de toros de Ronda es una de las más antiguas y bonitas de España. Inaugurada en 1785, este monumental coso fue mandado construir por la Real Maestranza de la Caballería de Ronda y hoy en día es posible admirar en él las salas de historia de la Real Maestranza, el Museo de la Tauromaquia y la Real Guarnicionería de la Casa de Orleans. Acércate hasta el ruedo rondeño, porque su albero es especial, hay que estar presente para poder olerlo y sentirlo.

Esta obra de Martín de Aldehuela, una de las plazas más antiguas e impresionantes de todo el mundo, celebra cada año la tradicional corrida Goyesca. Una histórica celebración con gran renombre internacional que, aunque nació para recordar la figura de Pedro Romero, está íntimamente ligada a la dinastía de los Ordóñez y que atrae en cada edición a los amantes del toreo.

Ronda es magia. Está claro porque es difícil no enamorarse de este destino turístico en auge.