www.madridiario.es
Dr. Jesús Sánchez-Martos.
Dr. Jesús Sánchez-Martos.

#SalvemosAExcalibur

Por Jesús Sánchez Martos
miércoles 08 de octubre de 2014, 14:00h

"La Comunidad de Madrid, para evitar la posible transmisión del Ébola, ordena sacrificar al perro de la afectada". Este es el encabezamiento de la nota de prensa que hemos conocido hoy emitida desde la propia Consejería de Sanidad, justificando esta decisión porque "según la información científica disponible existen datos que confirman el hallazgo de perros con anticuerpos positivos del virus del Ébola". Sin embargo, el propio Presidente del Consejo General de Veterinaria, el Profesor Juan José Badiola, a quien se le ha escuchado y respetado en otras alarmas sociales y sanitarias, confirma que "no hay ningún estudio que haya demostrado que el virus del Ébola se pueda contagiar de seres humanos a perros".

¿A quién hemos de hacer caso? Podríamos entrar en disquisiciones de muchos tipos: si existe algún artículo científico que no llega a demostrar el cien por cien de la posibilidad de contagio, si existe una mínima posibilidad porque se han detectado anticuerpos en algún perro pero sin llegar a padecer la enfermedad... En fin, siempre recuerdo lo que me enseñaron mis Maestros: "en medicina no existe el riesgo cero", además de que en pocas ocasiones "dos y dos son cuatro" cuando hablamos de enfermedades, y sobre todo en este caso.

La decisión de sacrificar a Excalibur la toman las autoridades sanitarias, y como su familia, Teresa y Javier, no han aceptado esta decisión tan drástica y poco argumentada, al final ha sido el Juez del Juzgado numero 2 de Madrid de lo Contencioso Administrativo quien ha dado el permiso para proceder a la eutanasia de Excalibur.

Desde esta tribuna quiero agradecer a los tuiteros y expertos en las redes sociales por conseguir que "#SalvemosAExcalibur" se haya convertido en tan solo una tarde en "trending topic" mundial en Twitter, una red social de mas de 500 millones de usuarios.

Señoría, autoridades sanitarias, expertos sanitarios...: los que como yo, y cada vez somos más, solicitamos "condonar" la pena de muerte de Excalibur por la de "reclusión", es decir, una "cuarentena" seria, lo hacemos con todo rigor y con fundamentos científicos. Les pedimos, y creo que hablo en nombre de muchas personas, a todos los que tienen posibilidad de decisión que al menos reflexionen. ¿Existe algún problema para poner a Excalibur en cuarentena y realizarle los análisis pertinentes?. Sinceramente abogo por esta posibilidad, porque además, si se llega a demostrar que un perro puede padecer la enfermedad, ya habremos ayudado y mucho al conocimiento científico de esta enfermedad.

Estoy viendo, mientras escribo, un debate en 13 TV y algunos tertulianos siguen insistiendo: "¿por un perro vamos a poner en peligro a las personas?", "si el protocolo lo dice, se tendrá que matar al perro", pero...ni enseñan el protocolo, ni nos dicen donde podemos encontrarlo. Y me pregunto ¿por qué no invitan al Dr. Badiola para que les ilustre con la documentación científica necesaria?. Concluyen diciendo, aunque con otras palabras, que "no merece la pena seguir hablando del perro". Pero señores, si hay que sacrificar a este perro por los motivos a los que aluden, ¿qué ocurre con el resto de perros con los que ha estado en contacto y muchas veces directo el propio Excalibur? Esta pregunta se la están haciendo hoy muchos ciudadanos que tienen perro y que son vecinos de Teresa y Javier. Al menos, creo que merecemos una respuesta seria, rigurosa y con fundamento.

Dr. Jesús Sánchez Martos

Catedrático de Educación para la Salud

Universidad Complutense de Madrid

Jesús Sánchez Martos

Catedrático de Educación para la Salud en la Universidad Complutense de Madrid

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios