www.madridiario.es
Vista nocturna de Mercamadrid.
Ampliar
Vista nocturna de Mercamadrid. (Foto: Ayuntamiento de Madrid)

Mercamadrid: la mayor unidad alimentaria de Europa como garante de abastecimiento

Por MDO

Con el país a las puertas del estado de alarma y ante un acopio desmesurado de productos en los supermercados José Luis Martínez-Almeida llamó a la calma el 11 de marzo de 2020. "El abastecimiento de Madrid está absolutamente asegurado", fue la proclama del alcalde. La justificación, obvia: contar con Mercamadrid como garantía de suministro. Las cifras que aportó la vicealcaldesa, Begoña Villacís, rebajaron el miedo a la escasez de alimentos por el inminente confinamiento: "Ayer entraron 800 vehículos y se comercializaron 9,5 millones de kilos de comida". La distribución de frescos nunca se vio interrumpida en la ciudad gracias al buen hacer de 9.000 trabajadores, que en el último año han sorteado otras crisis, como la de la borrasca Filomena. En reconocimiento a su labor en estos momentos críticos, Mercamadrid recibe el Premio Madrid a la Iniciativa Empresarial que concede Madridiario.

Su amplia y diversa oferta convierte a Mercamadrid en el mayor mercado europeo de alimentación perecedera y el segundo a escala mundial en el ámbito concreto del pescado, solo por detrás del Tsukiji, en Tokio. En sus instalaciones, con 222 hectáreas al servicio de más de 800 empresas, pueden encontrarse productos llegados de 50 países diferentes con los que satisfacen las demandas de 12 millones de consumidores en un ámbito de influencia de 500 kilómetros, aunque el grueso de su mercancía tiene como destino final los mercados municipales de la capital, sus comercios y su hostelería.

El Ayuntamiento de Madrid y Mercasa S.A comparten la propiedad de Mercamadrid, siendo el Consistorio matritense el accionista mayoritario desde su fundación en 1982. El Gobierno municipal lo considera una infraestructura crítica y su presidente, el también concejal delegado de Innovación y Emprendimiento, Ángel Niño, encumbra su "eficiente cadena de distribución" a la categoría de referente a nivel internacional. De hecho, el edil subraya que esta ventaja resultó determinante para evitar el desasbastecimiento durante la etapa más dura del Covid. Como complemento indispensable, "el gran esfuerzo y compromiso de todos los trabajadores, que no se quedaron en casa y dieron el callo". Ambos factores supusieron un tándem de éxito del que Cibeles se siente "muy orgulloso". "Estuvimos a la altura", se congratula.

En 2021 la empresa se enfrentó a otro reto mayúsculo que puso en jaque su actividad: una nevada histórica que sepultó las carreteras de la región. Ante el previsible problema de incomunicación que se avecinaba, Mercamadrid tomó la "acertada" decisión de cerrar el viernes 9 de enero, primer día de la borrasca Filomena. No obstante, tan solo 48 horas después la UME ya había despejado sus accesos y, pese a las dificultades para el transporte, el lunes fue "la primera infraestructura en recibir tráileres de fuera de la Unión Europea". Un nuevo desafío sin precedentes que superaron con nota, al igual que la reciente huelga de transportistas del pasado mes de marzo.

El presidente de Mercamadrid, Ángel Niño, en una visita a las instalaciones. Foto: Ayuntamiento de Madrid

Cuatro décadas al servicio de los madrileños

Mercamadrid surgió para dar respuesta al extraordinario crecimiento de Madrid en la década de los 60. El Mercado Central de Frutas y Hortalizas de Legazpi y el Mercado Central de Pescados de Puerta de Toledo, ambos inaugurados en 1935, no podían absorber toda la demanda de la ciudad. Así, las autoridades proyectaron un mercado ajustado a las nuevas necesidades que nació para superar las dificultades de una urbe en expansión: la falta de espacio físico en el corazón de la capital para el volumen de operaciones requerido, la carencia de instalaciones adecuadas para el correcto tratamiento y manipulación de los alimentos y los trastornos ocasionados por el tráfico urbano. Por ello, esta ambiciosa unidad alimentaria se ubicó en la periferia, junto al casco histórico de Vallecas.

El Mercado Central de Frutas y Hortalizas se expande a lo largo de 65.000 metros cuadrados donde operan 153 empresas en 342 puestos. En 2020 comercializaron 2.227.785 toneladas de productos hortofrutícolas, incluidos los plátanos que se maduran en sus 120 cámaras. El Mercado Central de Pescados, por su parte, sus 156 puestos alcanzaron una distribución anual en 2019 de 172.012 toneladas. Además, las 24 compañías que conforman la Asociación de Industrias Cárnicas Madrileñas lideran el Mercado Central de Carnes, que atiende a más de 7.000 clientes y en el que se vendieron 591.677 toneladas de productos en 2019.

Esta magnitud en cifras se equipara a la profesionalidad de sus trabajadores, evidenciada en los episodios más dramáticos vividos en los últimos años. La prioridad en estas situaciones delicadas siempre fue "la seguridad de los trabajadores", remarca Ángel Niño, y el aprendizaje que se extrae es la importancia de valorar y cuidar "los mercados que tenemos en España, con Mercamadrid como punta de lanza, porque permiten que cualquier persona en casa tenga los mejores frescos a un precio razonable".

Mercado Central de Carne de Mercamadrid. Foto: Chema Barroso

Nuevos retos para uno de los motores de Madrid

En una búsqueda continua de la excelencia para Mercamadrid, el Ayuntamiento de Madrid está impulsando numerosas iniciativas que lo posicionen como una plataforma de distribución sostenible y a la vanguardia en desarrollo tecnológico. Su presidente aclara que, aunque el mercado "es muy experiencial" y no se pretende "sustituir la parte física", la empresa avanza hacia su digitalización y se está trabajando en el desembarco del mercado en una plataforma online. Asimismo, el Consistorio apuesta por aprovechar la utilidad del Big Data en un nuevo sistema de control de accesos que estrenarán próximamente.

En un recinto por el que pasan una media de 15.000 vehículos por jornada, Mercamadrid quiere fomentar la electromovilidad y desde finales del año 2021 cuenta con 15 puntos activos de recarga de vehículos eléctricos de mercancías en sus dependencias. Tampoco se descuida la formación y desde enero de 2022 se encuentra operativa una oficina de la Agencia para el Empleo en sus instalaciones a fin de facilitar la contratación en el sector agroalimentario.

Todos estos planes responden al objetivo de fortalecer a una empresa crucial para mantener la calidad de vida a la que aspira una gran capital europea. "Sin Mercamadrid no conoceríamos el Madrid del que disfrutamos", lo resume Ángel Niño.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
1 comentarios